Los socorristas y el personal sanitario que salvaron la vida del menor, han recibido un gran aplauso de las personas que se encontraban en las instalaciones en el momento del accidente. A la salida del lugar, y tras salvar la vida del menor inconsciente, han sido ovacionados. Ambos cuerpos atendieron al niño con gran rapidez, realizando la maniobra RCP. «La formación RCP y autoprotección permitió evitar consecuencias más graves«, afirman desde Emergencias Sevilla.

Los hechos ocurrían este jueves en una piscina de Montesierra. El menor de cinco años, que se encontraba en el agua, tuvo que ser atendido por el socorrista del lugar. Este le realizó al pequeño una maniobra de reanimación cardiopulmonar para que recuperara la consciencia. Una vez realizada con éxito, fue trasladado al hospital.

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario