La línea interurbana  que da servicio al Hospital del Tomillar, no cuenta con paradas en buen estado, según el grupo andalucista de Alcalá de Guadaíra. Por ello, reivindican la instalación de una marquesina en dicha parada, así como aumentar la frecuencia de paso de los autobuses, para dar “mejor servicio a los alcalareños”. El PP también se ha quejado de la situación de las líneas interurbanas.

Sevilla Actualidad. El Partido Andalucista de Alcalá de Guadaíra ha solicitado una mejora en las condiciones de la línea de transporte interurbano, que enlaza al municipio alcalareño con Dos Hermanas y que da servicio al Hospital del Tomillar. Los andalucistas creen que el estado de algunas paradas es deficiente, mientras que en la parada del propio Tomillar, no existe ninguna marquesina. Por su parte, la que se encuentra en la estación de la ITV está “muy deteriorada”.

Puesto que éste línea tiene muchos usuarios alcalareños, la organización política estima necesaria la mediación del Ayuntamiento para que informe a la empresa Los Amarillos de la situación y “se subsanen estos defectos lo antes posible”. Si bien, los andalucistas reconocen que estos temas competen al Consorcio de  Transporte del Área Metropolitana de Sevilla. Aunque consideran que el Ayuntamiento está legitimado para requerir “las adecuadas  condiciones para los alcalareños”.

Otra de las reivindicaciones que hace el PA con respecto al transporte interurbano es la de mejorar su frecuencia de paso, pues su trayecto es “vital para asistir a los distintos servicios sanitarios de la zona”.

Línea nocturna

Estas protestas se suman además a la realizada hace una semana por las nuevas generaciones del Partido Popular de Alcalá, sobre las deficiencias que la localidad  alcalareña sufre en la red de transportes urbanos e interurbanos. Según su presidente en Alcalá, Luciano Borrego, “la línea 121 – que une Sevilla y Alcalá de Guadaíra- se interrumpe a las 1:30 horas y se reanuda a las 6 de la mañana”, no dando servicio las noches del fin de semana.

Borrego también criticó la ausencia de marquesinas en la mayoría de las paradas, lo que obliga a los usuarios a “sufrir directamente las inclemencias meteorológicas, tanto el calor y las altas temperaturas en verano, como el frío y la lluvia en época de invierno”.

Por último, hizo mención a la situación de los autobuses urbanos, los cuales “carecen de aire acondicionado, por lo que la situación en estos meses de verano está siendo insoportable”.

www.SevillaActualidad.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *