Desde que se pusiera en marcha el Metro, contando con los periodos de prueba, hace algo más de un año, los vecinos de San Juan que viven próximos a las vías férreas han visto afectada su calidad de vida. Según los Mapas de Ruido llevados a cabo, los decibelios permitidos por la normativa europea son superados en más de 10 Db en algunas zonas.

Irene Arellano/Sevilla Actualidad. Los vecinos de San Juan de Aznalfarache que viven en las inmediaciones de las vías por donde el Metro de Sevilla pasa, denuncian el ruido que éste provoca. Pero este problema con el Metro no es el único, sino que además se encuentran también con el ruido que procede de la autovía  A-8057 hacia Mairena del Aljarafe que se encuentra cercana a sus viviendas.
 
Por ello han creado la ‘Plataforma Ciudadana contra el Ruido’ desde la que denuncian esta situación que les impide el descanso digno que merece toda persona.

Desde que en abril de este año se inaugurara el Metro los vecinos del municipio viven en un sin vivir las 19 horas y media que éste está en funcionamiento. El problema es que el tramo viario no está soterrado y además carece de algún tipo de protección que reduzca el ruido, como son las pantallas acústicas que estaban previstas instalar.

A este respecto desde la Plataforma se denuncia que dichas pantallas prometieron ser instaladas, pero de momento no lo han hecho, les han dado la fecha de septiembre, pero como ellos dicen “deberían estar colocándolas ya”. Así, según informan desde la Plataforma, los responsables de ello son la Consejería de Obras Públicas junto con el Ayuntamiento de la localidad y la Consejería de Medio Ambiente.

Mapas de Ruidos

La Plataforma ha obtenido un Mapa de Ruidos de la Autovía A-8057 que fue realizado en el año 2007 por una empresa especializada para la Dirección General de Carreteras de Andalucía, que depende de Obras Públicas que es la propietaria tanto de la autovía como del Metro de Sevilla, así como la obtención “parcial” del que la empresa ATISAE realizó en el mismo año para el Ayuntamiento y que no se “ha hecho público”, señalan desde la Plataforma.

En los mapas queda demostrado que los niveles legales de ruido, 65 Db diurnos y 50 Db nocturnos y 30 Db en el interior de los dormitorios, ya en el año 2007 eran sobrepasados, según informan desde la Plataforma. Niveles que con la llegada del Metro se han visto aumentados considerablemente, ya que no se ha dispuesto ninguna medida para apaliar el ruido.

Los vecinos están intentando localizar los mapas de ruido que se solicitaron tras las primeras denuncias hace más de un año, pero que sin embargo “las instituciones que los tienen no nos lo facilitan, incumpliendo las leyes de acceso a la información” afirman.

Zona Acústicamente Saturada

También desde la Plataforma se han puesto en contacto con Técnicos de Medio Ambiente, que se encargan de tratar este tipo de temas para la Administración, y que han realizado una serie de comentarios sobre la situación que están viviendo estos vecinos de San Juan.

Según indican los Técnicos en el Reglamento de Protección Contra la Contaminación Acústica hay establecidos unos límites de ruido en espacios al aire libre. De un lado están los del ‘Tipo I’, Colegios, bibliotecas y hospitales con 55 Dd día y 40 Db noche, y para lo de ‘Tipo II’,  que es el uso residencial  son 55 Db día y 45 Db noche.

Sin embargo se ha podido comprobar que “el ruido en su franja central llega a superar el color más intenso de los Mapas de Ruido, con hasta 80 Db”. En esta zona se encuentra el Centro de Hemodiálisis, el Instituto San Juan y el Colegio Esperanza, lo que puede afectar a los niños y jóvenes que reciben educación en estos centros.

Además han indicado que si se supera en 10 los decibelios permitidos hay que realizar la ‘Declaración de Zonas Acústicamente Saturadas’, y es precisamente en esta situación en la que se encuentran las urbanizaciones de Montelar, Cornisa Azul y la Casa Cuartel de la Guardia Civil, donde el ruido está por encima de los 65 Db. La Barriada Camarón es una de las más afectadas, ya que su franja es la de mayor decibelios, entre los 70 y los 75 Db, lo que supera con creces lo establecido por la normativa europea.

A pesar de que la Junta  de Andalucía tiene datos sobre la situación en la que se encuentran estas zonas, no “plantea al Ayuntamiento la obligatoria realización de la Declaración de Zona Acústicamente Saturada señalaron los técnicos, ni han hecho ningún esfuerzo por llevar a cabo la insonorización que estaba prevista en un principio.

En el mes de abril los afectados colgaron varios vídeos en una página web con el fin de denunciar los ruidos que provoca el Metro cuando frena, acelera o toma las curvas.

Ante esta situación los vecinos afectados por los ruidos producidos tanto por el Metro como por la autovía piden una solución, así como que los informes sobre los niveles de ruidos que en su momento llevó a cabo la empresa ATISAE para el Ayuntamiento sean puestos en conocimiento público.

www.SevillaActualidad.com

{linkr:related;keywords:metro+de+sevilla;limit:5;title:Art%C3%83%C2%ADculos+relacionados}

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *