Migrantes Melilla/SER

Este jueves se ha producido en Melilla un numeroso salto a la valla fronteriza. Más de 200 personas de origen subsahariano han conseguido entrar a Melilla desde Marruecos. El salto ha tenido lugar sobre las 07:00 horas, en la zona del paso fronterizo de Barrio Chino. Según ha informado la Delegación del Gobierno, los migrantes portaban garfios para escalar.

Las mismas fuentes confirman que 17 personas habrían resultado heridas leves como consecuencia del salto a la valla de Melilla. De los 17, 16 tienen contusiones y uno fractura de tibia y peroné. Este último ha sido trasladado al Hospital Comarcal.

Gritos de alegría

Los migrantes han llegado por su propio pie al Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes. Lo han hecho a la carrera, atravesando algunos barrios de la ciudad y entre gritos de alegría. «Boza» o «Asilo» eran algunas de las expresiones de júbilo que podían oírse.

En el CETI han sido atendidos, pero en el exterior. En el interior se encontraban más de doscientas personas en cuarentena y una veintena que también saltaron la valla la semana pasada.

Guardia Civiles heridos

A pesar de que el dispositivo antiintrusión de la Guardia Civil estaba implantado, han logrado acceder a Melilla 238 personas, todos ellos varones.

En el intento de contener el salto, tres agentes de la Guardia Civil han resultado heridos leves. Dos de ellos como consecuencia de las heridas producidas por los garfios.

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario