Consultorio de Las Pajanosas (Guillena). SA.

La última hora, en tu móvil

La mejor manera de enterarte de todo al momento

Incidente tenso el vivido este martes en un consultorio de la localidad sevillana de Guillena, con un intento de agresión con arma blanca al personal sanitario. Poco antes de las 11:00 horas de la mañana del martes 17 de mayo, irrumpió en el consultorio local de Las Pajanosas, pedanía de Guillena, un individuo visiblemente alterado que reclamaba a voces la dispensación de un estupefaciente que, según decía, no le querían entregar en la farmacia.

En la sala de espera del centro había un nutrido grupo de pacientes que eran atendidos por cuatro profesionales: dos administrativas, una enfermera y un médico. Tras comprobar el facultativo que se le había prescrito cinco días antes y explicarle que al menos tendría para otros diez días, el individuo subió el tono amenazante, dio media vuelta y abandonó el consultorio.

Arma blanca

No habían transcurrido ni veinte minutos cuando regresó, pero esta vez la exigencia subió de tono y esgrimió un gran cuchillo de cocina para lograr su propósito, por lo que de inmediato se solicitó la asistencia de cuerpos de seguridad. Mientras llegaban, un agente de la Policía Local de Guillena, que se encontraba fuera de servicio en la sala de espera, supo gestionar la violenta situación y consiguió que los pacientes salieran a la calle y que el sujeto arrojase el cuchillo a una caja de cartón vacía.

Aun así, forzó al personal del centro y se volvió a hacer con el arma hasta que, transcurridos otros veinte minutos, se personó una unidad de la Guardia Civil con sede en La Algaba, la cual solicitó la asistencia de un segundo equipo para finalmente reducir al agresor.

A raíz de la agresión, el centro tuvo que cerrar, derivando a los pacientes a otro centro por la vivencia traumática sufrida que ha supuesto para todo el personal que evidentemente incapacita para una correcta praxis.

Se ha activado el protocolo de agresiones del Servicio Andaluz de Salud y los profesionales han denunciado los hechos en la Guardia Civil.

Desde el Sindicato Médico de Sevilla han exigido a la Administración «que proceda a instalar cámaras de seguridad en todos y cada uno de los centros de asistencia sanitaria para así poder identificar a los agresores y disuadir a quienes pretenden saltar por encima de las más básicas reglas de comportamiento cívico ciudadano».

«¿Tenemos que esperar a que se produzcan hechos irreversibles para aportar soluciones efectivas? Esperamos no estar predicando en el desierto y, por eso, nos manifestaremos como en anteriores agresiones. Los ciudadanos merecen que se proteja a quienes les protegen», sentencian desde el SMS en relación al intento de agresión vivido en un consultorio de Guillena .

Miguel Salvatierra

Miguel Salvatierra

Periodista 'todoterreno'. Enamorado del balompié y de sus variantes. Apasionado por conocer. 'El fútbol es la cosa más importante de las menos importantes'. Arrigo Sacchi.