manuel-fernandez-neb

El vicepresidente de ‘Sevillasemueve’, entidad organizadora de la Noche en Blanco, asegura que la cita, cuya tercera edición se celebrará este viernes, “ha conseguido contar con todas las partes pensando exclusivamente en el bien común de Sevilla”.

Sevilla volverá a pasar una Noche en Blanco este viernes 3 de octubre. Lo hará, por tercer año consecutivo, bajo la organización de ‘Sevillasemueve’, con la implicación de las cuatro administraciones -Ayuntamiento, Diputación, Junta y Gobierno central- y con la colaboración de numerosas entidades privadas, además de Sevilla Actualidad, que vuelve a ser el medio oficial del evento.

El Altozano, el Museo Arqueológico, el Museo de Arte y Costumbres Populares, la Iglesia de San Pedro de Alcántara, el Teatro Quintero, el Teatro de la Maestranza, el Centro Cívico Las Sirenas, el Palacio Marqueses de la Algaba, el Archivo de Indias, el Centro Cerámica Triana, el Castillo de San Jorge… Son algunos de los espacios que se abrirán a la velada cultural por excelencia en el otoño sevillano que no obstante, no contará con la apertura del Museo de Bellas Artes.

De esta manera, serán más de un centenar de actividades y propuestas culturales las que se desarrollen en los más de 80 espacios diferentes que abrirán sus puertas en la capital hispalense, en una programación que puedes conocer al completo en este enlace.

Manuel Fernández, vicepresidente de ‘Sevillasemueve’, en una entrevista para Sevilla Actualidad, no oculta su satisfacción por la consolidación de esta cita cultural en Sevilla pero reconoce que hay que seguir trabajando, entre otras cosas, para ‘poner en valor’ el Bellas Artes.

Sevilla Actualidad.- ¿Qué busca la NEB?

Manuel Fernández.- La Noche en Blanco busca mostrar que nuestro potencial y nuestra riqueza cultural es una realidad. Sólo hay que querer conocerla. Y que los ciudadanos somos capaces de hacer algo más que reclamar que otros lo hagan.

SA.- ¿Tiene el evento la colaboración pública y privada que merece?

M.F.- El Ayuntamiento de Sevilla nos abrió las puertas desde el primer momento. Ahora también la Junta de Andalucía, junto a Diputación y Ministerio de Cultura -con el Archivo de Indias- también van a estar presentes. Con todo, es muy importante la unión de los muchos pequeños espacios privados, que son la gran mayoría, para confeccionar una programación tan variopinta.

SA.- La Junta de Andalucía por fin se ha animado a participar…

M.F.- Desde la primera edición contamos con Pabellón de la Navegación y Centro Andaluz de Arte contemporáneo, espacios autonómicos pero con gestión más independiente. Era inexplicable que la Junta de Andalucía aún no hubiera dado el paso. Entendemos reticencias en la primera edición, el pasado año deberían haber estado sí o sí. Este año por fin estarán, abriendo el Museo Arqueológico y el de Arte y Costumbres. Pero no su joya de la corona… considerada segunda pinacoteca más importante del país.

SA.- ¿Por qué decidisteis organizarla vosotros?

M.F.- Personalmente, me daba pena que Sevilla quedará fuera de esta corriente después de que la Junta cometiera el agravio de cancelar la Noche Larga de los Museos. Por diversas circunstancias, desde ‘Sevillasemueve’ planteamos la modesta posibilidad de organizarlo desde la sociedad civil. Lo hicimos junto al Blog Cultura de Sevilla, nos lanzarnos a intentarlo, a ver que sucedía. Por fortuna, el éxito está yendo en aumento. Veremos hasta dónde somos capaces de llegar.

SA.- ¿Es un mensaje a las administraciones o a la sociedad?

M.F.- Que cada cual se quede con la parte del mensaje que crea oportuno, pero es importante darse cuenta de que un pequeño grupo de ciudadanos de a pie implicados con Sevilla ha conseguido poco a poco contar con todas las administraciones y muchas empresas privadas pensando exclusivamente en el bien común de Sevilla. ¿Te imaginas hacer eso en otros ámbitos?

SA.- ¿Conoce el sevillano la riqueza de su patrimonio?

M.F.- No, tenemos una idea demasiado superficial. Creemos que nuestra ciudad es lo más y en realidad conocemos poco. Un ejemplo: se habla mucho de Sevilla y su calificación de Patrimonio Mundial por la Unesco, pero apuesto a que la mayoría no es consciente de que esa calificación se ciñe, sin pretender desmerecer nada, exclusivamente a Catedral, Alcázar y Archivo de Indias. No es más que ejemplo, pero desconocemos muchas joyas repartidas a lo largo y ancho de la ciudad.

SA.- ¿Está el turismo demasiado centrado en Alcázar y Catedral?

M.F.- Sí. Se está masificando mucho al tiempo que se desaprovechan otros potenciales de primer nivel: el Bellas Artes, el CAAC, el mudéjar más allá del propio Alcázar, el Regionalismo lejos de la Plaza de España… Para bien y para mal, Sevilla no tiene el tirón turístico de Barcelona o Venecia, ciudades devoradas por el turismo masivo y casi que convertidas en un parque temático. Es muy difícil que Sevilla llegue a eso. Pero si nos ceñimos a un puñado de calles de Santa Cruz, junto a Catedral y Alcázar, la sensación puede ser la misma. Y es un error potenciarlo aún más.

SA.- ¿Se ha medido el poder de atracción de la Noche en Blanco para amantes de la cultura de otras localidades del entorno?

M.F.- Nosotros, con nuestros medios, no tenemos datos cuantitativos, pero sí nos consta de visitantes de la provincia y de provincias vecinas. Incluso extranjeros, a la vista del origen las visitas a la web. Más del 10% procedían de otros países.

S.A.- ¿Se ha pensado implicar al sector de hoteleros y hosteleros en la Noche en Blanco?

M.F.- Se ha intentado, pero no lo ven atractivo. Es una muestra de que tradicionalmente Sevilla se autolimita y resiste a mostrar nuevos atractivos. Nos refugiamos en la gallina de los huevos de oro y no se innova demasiado.

S.A.- ¿Es vuestro nombre una señal de lo que es Sevilla o de lo que debería ser?

M.F.- Señal o no, el movimiento se demuestra andando. Hay que ponerse las pilas como ciudadanos y como ciudad.

SA.- ¿Qué le sobra a Sevilla y qué le falta?

M.F.- Le sobra corsé y le falta ambición. Mucha ambición. Cuando sales fuera y piensas un poco, no tarda uno en darse cuenta en lo poco que valoramos algunas cosas, con lo poco que nos conformamos y qué fácilmente nos resignamos.

SA.- ¿Qué esperáis de las Atarazanas? ¿Y del Bellas Artes?

M.F.- Idealmente, esperamos que Atarazanas sea un espacio donde confluya el buen hacer de dos obras sociales (Caixa y Cajasol) y de la administración pero, realmente, lo único que tenemos es un magnífico proyecto arquitectónico y posterior aprovechamiento museístico que se ha tirado a la basura. Del Bellas Artes esperamos que alguien alguna vez se de cuenta de la riqueza que contiene, de que es una vergüenza cómo lleva siendo despreciado en los últimos años y que haga algo por enmendarlo.

Christopher Rivas

Christopher Rivas

Licenciado en Periodismo y Máster en Sociedad, Administración y Política, puso en marcha el 'Proyecto Deguadaíra', germen de Sevilla Actualidad. Ha pasado por El Correo de Andalucía, Radio Sevilla-Cadena...