misterio-paz-prado-pilar-delgado

Las previsiones que anunciaban lluvias fuertes en las horas centrales del mediodía vaticinaban que el Domingo de Ramos de 2016 no sería todo lo tranquilo que hubiésemos querido en primera instancia.

Un Domingo de Ramos distinto caracterizado por una afluencia de público considerablemente inferior a la de años anteriores, quizás culpa del riesgo de precipitaciones que venía amenazando a Sevilla desde días previos. El temor al frío con la caída de la tarde se erigía protagonista cambiando modelitos primaverales por contundentes prendas de abrigo.

Arrancaba la festiva mañana con la Hermandad de La Paz solicitando una hora de plazo antes de poner la cruz de guía en las calles del Porvenir. En ese periplo incluso llegaron a verse paraguas abiertos en las inmediaciones de la parroquia de San Sebastián. Apenas cuatro gotas. Finalmente y tras algunos minutos más de cautelosa espera, la cofradía decidía hacer estación de penitencia realizando algunas modificaciones para cumplir puntualmente el horario establecido. Así, con vista a recuperar parte de ese tiempo perdido, la hermandad tomó la decisión de llegar a Plaza Nueva tomando la recta de la Avenida de la Constitución, renunciando a uno de los momentos siempre esperados que regala esta cofradía, su paso bajo el Postigo.

La Cena, Jesús Despojado y La Hiniesta también optaron por retrasar sus salidas hasta que se minimizara totalmente el peligro de chubascos. La corporación de Los Terceros no procesionó como habitualmente por Gerona y Doña María Coronel para salir a Almirante Apodaca directamente a través de la estrechez de Santa Catalina, otra de las particularidades vividas en esta jornada llena de detalles puntuales que demuestran que la duración de recorrido de sendas hermandades puede optimizarse bastante en pos de un mejor equilibrio organizativo. En este sentido San Roque dejó de lado el paso por Caballerizas para pasar de inmediato a Recaredo buscando su templo.

La estampa más peculiar del día relacionada con los cambios ha sido la nocturna salida de La Borriquita con los otros dos pasos de la Hermandad del Amor, que entraron en carrera oficial detrás del misterio y el palio de La Amargura que firmemente atravesaron Sierpes y Avenida para plantarse en la Catedral iniciando de este modo su vuelta a San Juan de la Palma con la mayor celeridad posible. Igual hizo La Estrella que no dudó en imprimir paso de mudá a algunas de sus chicotás buscando la recogida. A la una de la madrugada pasó lo que muchos rechazaban imaginar durante la tarde, leves chispeos en diversos puntos de la ciudad, que alarmaban a cortejos y espectadores aunque afortunadamente el asunto no sobrepasó el susto. Cuando la lluvia cobró mayor protagonismo, los palios de La Hiniesta, La Amargura y La Estrella, ya estaban a metros de sus templos, terminando el día, eso sí, con la lluvia a los talones.

Bien entrada la madrugada, la Semana Santa salvaba el primer punto del pintoresco tie break que le aguarda en este 2016, en el que parece que tendremos que estar muy pendientes del cielo Lunes y Martes Santo.

Galería de imágenes de este Domingo de Ramos

Imágenes de Álvaro Ballén, Álvaro Ceregido, Adrián Yánez, Candela Vázquez, Miguel Arco, Elu Luceño, Christopher Rivas, Mercedes Serrato, Pablo Galavís, María José Santos, Ángel Vílches, Pilar Delgado, Ángel Espínola, y José Carlos González

[widgetkit id=74]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *