Agentes de la Guardia Civil de Marchena han procedido al desmantelamiento de una plantación de marihuana en una finca del término municipal de Marchena y ha detenido a dos personas por la comisión de un delito contra la salud pública.

Todo se inició cuando agentes de investigación de la Guardia Civil de Marchena tuvieron conocimiento de que en un finca anexa a la A380, carretera que une las localidades de Puebla de Cazalla y Marchena, podría haber un gran cultivo de marihuana. Por dicho motivo la Guardia Civil comenzó  a realizar servicios destinados a la localización de la finca en cuestión, donde se estaría cometiendo el hecho delictivo.

 En uno de esos servicios, los agentes localizan una finca, con el terreno vallado y con una tela de rafia a modo de pantalla para la ocultación de lo que había en su interior, pudiéndose comprobar cómo según se acercaban a dicha parcela, había en el aire un intenso olor característico a marihuana.

Una vez junto al vallado, y a través de unos agujeros que tenía practicada la tela de rafia para el paso del aire, la Guardia Civil pudo ver, como en el interior de la misma, había numerosas plantas de marihuana de un tamaño homogéneo y con sumidades floridas.

 Ante estos hechos, los agentes se dirigen a la entrada de dicha finca que se encontraba abierta y solicitan a la persona que se identifica como la propietaria de la misma la entrada, mostrando su total colaboración en todo momento. Una vez en el interior de la plantación, la Guardia Civil pudo ver un cultivo de plantas de marihuana, todas de tamaño homogéneo, de la variedad de tallo corto y con sumidades floridas, ascendiendo ésta a un total de cuatrocientas plantas (400).

Ante estos hechos, los agentes de la Guardia Civil de Marchena (Sevilla), han detenido al titular de la finca y responsable del cuidado de la plantación, por la comisión de un delito contra la Salud Pública.

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad