Manifestantes piden la dimisión del rector de la US, en apoyo de los estudiantes desalojados por la Policía esta madrugada - MARÍA JOSÉ LÓPEZ / EUROPA PRESS
Manifestantes piden la dimisión del rector de la US, en apoyo de los estudiantes desalojados por la Policía esta madrugada - MARÍA JOSÉ LÓPEZ / EUROPA PRESS

Decenas de personas han protagonizado una concentración en el acceso al Rectorado en repulsa al desalojo por parte de la Policía Nacional de los estudiantes que se habían encerrado en el Decanato de la Facultad de Filología este lunes. Esta manifestación ha tenido lugar horas después de la actuación policial de la pasada madrugada, cuando algunos de los estudiantes acampados en los jardines del edificio decidieron entrar por la fuerza en el Rectorado, donde se encerraron bloqueando la puerta con mobiliario de la sala.

La demanda de los alumnos persigue el cese de relaciones de la US con Israel, así como el uso del término «genocidio» por parte del rector de la Universidad, Miguel Ángel Castro, a quien han pedido que dimita. Con esta nueva acción, el colectivo de estudiantes pretendía, según su comunicado posterior, aumentar su «presión» sobre el rector de la Hispalense.

Concentración de repulsa

La profesora de Filología Teresa López Soto ha criticado duramente al rector asegurando que Castro «no sabe gestionar» la Universidad «y «hace las cosas por la fuerza, por la vía de la violencia», tomando a la institución académica «como si fuese su empresa privada». Aclarando que ella no comparte algunos de los postulados de los activistas desalojados, esta profesora ha planteado «en qué cabeza cabe pegarle a un estudiante de 20 años» y ha censurado que el rector solicitase el desalojo y recurriese «a la medida de la violencia».

Así, ha defendido que los activistas estaban protagonizando una «acción no bélica» y que no habían causado desperfectos en las instalaciones universitarias, acusando al rector de «falta de cuidado académico, cultural y de progreso». «Está actuando como si fuese el dueño de El Corte Inglés, cuando el Rectorado no es su casa, sino una universidad pública que pertenece a los estudiantes y al profesorado», ha aseverado, considerando que Castro «se ha excedido».

«No dejan entrar a los estudiantes»

Además, ha lamentado la orden de cerrar el Rectorado, incluyendo las facultades de Filología y Geografía e Historia, precisamente cuando los alumnos afrontan «exámenes y defensa de trabajos de fin de máster». «No dejan entrar a los estudiantes incluso cuando ya no hay acampada», ha criticado.

Además, el profesor de la Hispalense Carlos Blanco ha leído un manifiesto en nombre del colectivo de PalestinUS de docentes y estudiantes solidarizados con la causa palestina, destacando la «valiente lucha de visibilización y concienciación» de los citados activistas ante el «genocidio» de las tropas de Israel en la Franja de Gaza. En su manifiesto, Palestinus apoya las acciones desplegadas por los citados estudiantes «para incidir más en su presión» al rector, al que han acusado de «deriva autoritaria y antidemocrática» y de «permitir a la Policía que reprima violentamente» la ocupación del Decanato de Filología.

«Es el máximo responsable de esta vergüenza, por haber traspasado las líneas rojas del autoritarismo y la represión», ha enfatizado este portavoz de PalestinUS antes de pedir la dimisión de Castro, cosechando el aplauso de los manifestantes, algunos de los cuales han tachado de «fascista» al rector.

Deja un comentario