La presión del agua en Sevilla podría verse reducida por las noches, y partir de Semana Santa, por la «extrema situación» que atraviesa Andalucía debido a la sequía. El alcalde de Sevilla, José Luis Sanz, ha reaccionado así a las palabras del presidente de la Junta, Juanma Moreno, que ha alertado de cortes de agua en Sevilla, Córdoba y Málaga si sigue sin llover. Emasesa trabaja «en la posible reducción de la presión» en horas nocturnas como consecuencia de la caída de las reservas de agua.

El presidente andaluz ha anunciado, además, un cuarto decreto autonómico de sequía y ha advertido que se necesitan «30 días de lluvia continuada como mínimo» hasta el verano. Al respecto, Sanz ha dicho que se trata de palabras que «no sorprenden» porque la sequía se traduce ya en una «tragedia» para la socioeconomía. «No termina de llover como debería», ha lamentado, avisando de que el próximo verano puede ser también «duro».

Emasesa «ya está estudiando, en un plan previsto, los posibles cortes que puedan venir en verano y en breve anunciará una posible reducción de la presión a determinadas horas nocturnas», ha precisado Sanz. La empresa municipal ya aprobó meses atrás un nuevo bando fijando un ahorro del 10% para los consumos domésticos, con la posibilidad de controles de «lectura y facturación» de los consumos de agua, y precisará esta medida «en los próximos días», según el alcalde.

Periodista. Comunicando y aprendiendo de todo a mi alrededor. Involucrada en el periodismo social.