apertura14c

La UPO contará este curso con 12.000 estudiantes de grado y otros 1.000 de programas oficiales de postgrado.

La Universidad Pablo de Olavide ha acogido este mediodía la celebración de la solemne apertura oficial del nuevo curso 2014-2015, en el que la UPO cuenta con 12.000 alumnos de grado, 1.000 en postgrado y otros 1.100 en los distintos programas de formación continua. En este nuevo curso, la Olavide oferta 32 titulaciones (21 grados, 10 dobles grados y 1 grado internacional), 41 masters universitarios y 9 doctorados.

A la apertura del acto ha asistido el secretario general de Universidades de la Junta de Andalucía, Francisco Triguero, y numerosas autoridades de la provincia. El acto oficial ha estado presidido por el rector de la UPO Vicente Guzmán Fluja, y se ha iniciado con la presentación de la Memoria del curso pasado por parte del secretario general de esta universidad, José María Seco Martínez.

Seguidamente, el catedrático de Sociología de la Universidad Pablo de Olavide, Francesc Xavier Coller Porta, ha pronunciado la Lección Inaugural “Las ciencias sociales y el estudio de la política ¿Cómo son, qué hacen y qué piensan nuestros políticos?”, en la que el profesor, aun yendo contracorriente, ha presentado las evidencias sobre las que ha asentado los tres pilares de su contribución. Por un lado, ha defendido que la élite política se parece cada vez más a la sociedad que la elige, marcando una tendencia hacia lo que los expertos conocen como representación microcósmica o demográfica. Es más, ha indicado que, en algunos aspectos que no son los económicos, la distancia entre élites políticas y sociedad se reduce.

Por otro lado, el catedrático de Sociología ha argumentado que, en contra de lo que se suele creer, el conflicto político es menos común en los parlamentos que el consenso. De hecho, ha señalado, la cooperación institucional entre partidos para aprobar leyes es más frecuente que el conflicto. Por último, Coller ha mostrado al público que más allá de querer defender el statu quo, los diputados están mayoritariamente a favor de la reforma de la Constitución, especialmente en sus aspectos territoriales.

Tras la lección inaugural, el rector Vicente Guzmán ha hecho entrega de los Premios Extraordinarios de Doctorado 2012/2013 a los doctores de la UPO Manuel Bernal Muñoz, Juan Blanco López, Lucía Del Moral Espín, Manuel Delgado Baquerizo, María del Carmen Delgado López, María de los Ángeles Fernández Valle, María Loreto Gómez Araujo, Laura María Gómez Ruiz, María Auxiliadora González Portillo, Juan José Gutiérrez Sevillano, Cecilia Huertas Fernández-Espartero, Laura Ledesma García, Olga María Moreno Fernández, Paulina Ordóñez Pérez, Antonio Manuel Pérez Flores, Juan Pablo Pérez Velázquez, Ana Isabel Platero Gómez y Alicia Elena Rosales Nieves.

Asimismo, el rector ha entregado los Premios de la revista de divulgación científica “MoleQla” de la Universidad Pablo de Olavide al profesor Roque Hidalgo, de la Universidad de Granada, Premio MoleQla 2014; a Miriam Palomar Bonet, al Mejor Artículo Divulgativo escrito por alumnos de la UPO, y a Jorgelina Carballo Martínez, al Mejor Artículo de Investigación escrito por alumnos de la UPO.

«Las decisiones que se tomen marcarán el declive o el auge de la sociedad»

A continuación, el rector Vicente Guzmán ha pronunciado el Discurso de Apertura, en el que ha señalado que “estamos en un momento crítico en el que las decisiones que se tomen, o el camino que se siga en relación a las universidades no sólo va a marcar el auge o declive de éstas, sino también el de España, el de sus comunidades autónomas y, más importante, el auge o declive de la sociedad, de sus mecanismos de bienestar, desarrollo e igualdad, afectando gravemente al presente y al futuro de cada persona”.

Guzmán ha recordado que las medidas legislativas que “nacieron con vocación coyuntural vinculada a la crisis económica han producido un proceso de descapitalización económica, material, humana, científica, investigadora, que debe ser frenado en seco y que debe empezar a revertirse.”.

Además, el rector de la UPO ha añadido que medidas como la regulación de la acreditación o la reforma en la estructura de los estudios universitarios “implican un nuevo cambio de reglas en medio del partido o el inicio de un camino hacia ninguna parte concreta”. “Para conseguir una dudosa convergencia con Europa vamos a conseguir una certera falta de convergencia entre las universidades españolas, vamos a destrozar la mínima homogeneidad del sistema universitario”, ha afirmado Vicente Guzmán.

También se ha referido el rector a la gravedad que estas medidas suponen para una Universidad pequeña y joven como la UPO y ha puesto como ejemplo que la actual tasa de reposición permite a esta universidad incorporar o promocionar a un solo profesor por año, “lo que significa que, teniendo un bolsa de más de setenta acreditados, tardaríamos más de setenta años en incorporarlos o promocionarlos a todos”, ha dicho Guzmán, quien ha añadido que “ni una tasa de reposición del 100%, entendida literalmente, nos serviría porque nuestra plantilla es joven, con pocas jubilaciones. Lo que debe hacerse es suprimir la tasa de reposición y permitir a las universidades una política de personal ajustada a sus necesidades dentro de los límites presupuestarios, y así lo hemos pedido muchas veces”.

No obstante, el rector se ha mostrado dispuesto a colaborar con el Gobierno español, “aunque algunos piensen o digan otra cosa”. En palabras de Guzmán, los rectores “pedimos la reconsideración de las medidas que están produciendo la mencionada descapitalización, y pedimos, como ha sucedido con los proyectos de reforma actuales, tiempo y diálogo, reflexión conjunta y sosegada entre responsables ministeriales, autonómicos y universitarios, porque, insisto, es necesario acertar en las medidas y en las soluciones”.

En cuanto al Gobierno andaluz, el rector ha afirmado que “existe una vía de diálogo y una capacidad de trabajo en común en beneficio del sistema universitario andaluz y, a veces, esto es casi más importante que alcanzar acuerdos y atender reivindicaciones”. Entre estas reivindicaciones, el rector de la UPO ha subrayado la necesidad de propiciar un marco normativo que garantice que la Universidad dispondrá de recursos humanos, materiales y económicos suficientes, un nuevo modelo de financiación “que sea menos lineal que el actual, menos aferrado al peso de cada universidad en el sistema y que tenga más componentes ligados al cumplimiento de objetivos, a la innovación y a la competitividad”.

Finalmente, el rector ha declarado inaugurado el curso 2014/2015 en la Universidad Pablo de Olavide, de Sevilla.

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *