Aeropuerto de Sevilla

En septiembre de 1945 se iniciarían las obras del nuevo aeropuerto transoceánico de Sevilla en unos terrenos en el Cortijo de San Pablo que le dan su actual nombre.

Por delante del de Málaga, Sevilla cuenta con el Aeropuerto más antiguo de Andalucía y uno de los más importantes de España. Su apertura data de 1914, cuando solo se trataba de un improvisado aeródromo en Tablada. Sería en esa fecha cuando aterrizaría el primer avión, cuya ruta unía España con Marruecos. Ese hito propiciaría la construcción de una parcela que, al año siguiente, albergaría un aeródromo enfocado a la formación de pilotos y observadores.

A partir de ese momento, llegarían los primeros vuelos y las primeras líneas establecidas con el aeródromo, que en 1923 se convertiría en aeropuerto municipal tras la inauguración de diversas instalaciones. Seis años después, se aprueba el proyecto del aeropuerto de Sevilla y, en marzo, el aeródromo de Tablada se abre a la navegación y al tráfico aéreo, determinándose que habría de dejar de prestar dicho servicio tan pronto estuviese construido el aeropuerto proyectado.

Durante la guerra civil, Sevilla es punto de llegada de las tropas africanas, mientras que Iberia presta servicios de transporte aéreo con las líneas Tetuán-Sevilla-Vitoria, Sevilla-Salamanca y Sevilla-Larache-Las Palmas. No sería hasta septiembre de 1945 cuando se iniciarían las obras del aeropuerto en el actual emplazamiento, construyéndose las pistas 05-23, 02-20, y 09-27. En 1989, con vistas a la Exposición Universal de 1992, se amplía la plataforma, se construye un nuevo acceso desde la carretera nacional N-IV, así como un nuevo edificio terminal y una nueva torre de control al sur de la pista. El 31 de julio de 1991, se inauguran las nuevas instalaciones.

Este año, Aena adjudicó a principios del presente mes, por 26 millones de euros, las obras de reforma y ampliación del edificio terminal del Aeropuerto de Sevilla. Dicho proyecto, que arrancará a finales del primer semestre de este año, será ejecutado por la UTE Arpo-Inabensa en un plazo aproximado de 30 meses.

La ampliación se efectuará en dos zonas, una mayor en la parte  sur y otra, de menor tamaño en la zona norte. La ampliación sur aportará en cota +6.00 y cota +0.00 una nueva zona comercial plaza sur, una nueva sala de autoridades, un nuevo vestíbulo público de recogida de pasajeros, dos nuevas puertas de embarque y nuevas pasarelas de embarque. La ampliación norte incorporará ampliaciones en cota +6.00 y cota +0.00 con un nuevo vestíbulo de llegadas No Schengen, un nuevo vestíbulo de salidas No Schengen, nuevos controles ABC, dos nuevas puertas de embarque, una nueva zona de aduanas y nuevos hipódromos de recogida de equipajes.

Con esta intervención, Aena persigue cuatro objetivos básicos: preparar el aeropuerto para crecimientos futuros; adaptarlo a la transformación que se ha dado en la operativa de las aerolíneas en los últimos años; adecuar la infraestructura a las nuevas normativas en materia de accesibilidad y contraincendios; y mejorar la experiencia del pasajero. En relación con esto último, los trabajos se orientarán a agilizar y hacer más confortables los procesos aeroportuarios que afectan al viajero, así como a diversificar y mejorar la calidad de los servicios que se ofrecen.

El proyecto, cuya ejecución se programará en varias fases para minimizar la afección a la operativa habitual del aeropuerto, contempla la ampliación del edificio por la zona sur, con la incorporación de un nuevo vestíbulo de llegadas, la reconfiguración de la sala de recogida de equipajes, tres nuevas pasarelas de embarque o un incremento de la superficie para actividad comercial y de restauración, entre otras mejoras. También se ampliará la zona norte de la terminal, con más espacio para los embarques y desembarques o una zona de control de pasaportes adaptada a los nuevos requerimientos normativos. Asimismo, se reordenará la plataforma de estacionamiento de aeronaves, con el fin de reducir la distancia que recorren los pasajeros en aquellos vuelos que realizan el embarque a pie.

Mejor aeropuerto, más pasajeros

Terminales interiores / Aeropuerto

El notable crecimiento del aeropuerto de San Pablo en el 2018 seguirá durante los próximos años. Maurici Lucena Betriu, presidente y consejero delegado de Aena, ha asegurado este miércoles 13 de febrero que la compañía invertirá 62 millones entre 2017 y 2021 en el aeropuerto de Sevilla. Con ello, se prevé pasar de los cerca de 6,4 millones de pasajeros del pasado año a los diez millones de pasajeros en tan solo tres años.

Las obras ya se han sacado a licitación y comenzarán a mediados de este 2018. La superficie del aeropuerto pasará de los 18.500 metros cuadrados  a 26.500. «Las obras arrancarán a mediados del presente año», ha señalado el propio Lucena. Asimismo ha asegurado que no se va a interrumpir el funcionamiento del aeropuerto.

Airports Council International Europe publicó recientemente los datos del tráfico aéreo de Europa. Las estadísticas, divididas en varios categorías según la capacidad de albergar pasajeros, sitúan al aeropuerto de San Pablo en la primera posición de crecimiento respecto al número de pasajeros incrementado en comparación con 2017. Dentro de la categoría de aeropuertos de entre 5 y 10 millones de pasajeros, el de Sevilla se sitúa por encima de otros como el de Cracovia, Nápoles, Riga o Valencia.

El grueso de los usuarios contabilizados se movió en vuelos comerciales (excluye aviación general y ejecutiva), ya que sumaron 6.358.154. De ellos, 3.172.042 viajaron con origen o destino nacional (+16,9%), mientras que 3.186.112 lo hicieron en conexiones con el extranjero (+34,3%). En el primer semestre del año, se incrementaron también los vuelos en todos los centros de control de ENAIRE. Sevilla lo hizo en un 8%, con 203.902 vuelos).

Nuevas rutas, con Estados Unidos como punto de partida

Avión de British Airways / Aeropuerto

Según informó el diario ABC, la compañía United Airlines se haría cargo de poner un servicio que supondría la primera ruta de largo recorrido del aeropuerto de San Pablo. Después de muchos años de trabajo, Sevilla contará por fin con una ruta que conecte la ciudad con Nueva York. 

Con esta rubrica, Sevilla contaría con su primera ruta de largo recorrido a partir de mayo del próximo año, que es cuando se iniciaría la temporada de verano. La intención de la compañía es ofrecer cinco vuelos semanales, una oferta similar a la que Delta, su competidora, ofrece en el aeropuerto de Málaga. La rentabilidad será clave para ampliar una cobertura que, inicialmente, se limita a los meses cálidos.

Ser la ciudad anfitriona del último Consejo Mundial de Turismo y Viajes fue determinante para conseguir este acuerdo, además de la labor de promoción de la ciudad en Estados Unidos. En dicho consejo, el alcalde sevillano y los directivos de la compañía tuvieron la reunión decisiva para cerrar el compromiso.

Adrián Bedia

Periodismo en radio e Internet. Director y presentador del 'Estilo Betis' de Beticismo.net, en NeoFM Sevilla, analista en Beticismo.net y editor en SevillaActualidad.com.

Deja un comentario