francisco-jimenez-ampa-tierno-galvan

El proyecto inicial para reconstruir la fachada del colegio que se desprendió queda desechado. A cambio, se opta por una solución provisional de más garantías para la seguridad de los pequeños hasta que se ponga en marcha el plan de la Junta.

Francisco Jiménez (PA), alcalde de Utrera, aseguró este miércoles a los representantes del AMPA del colegio Tierno Galván que las clases en dicho centro comenzarán con normalidad en septiembre “sin que el acceso al centro suponga ningún riesgo para la integridad física de los alumnos”.

El regidor utrerano anunció a través de un comunicado lo transmitido a los miembros del AMPA. En dicho documento comunicó que se desechaba el proyecto inicial que se tenía previsto acometer, que consistía en actuar solo en la fachada lateral donde se produjo el desprendimiento.

La nueva solución por la que se opta consiste en colocar un perímetro de seguridad alrededor del todo el centro educativo, cubriéndose los muros exteriores con un producto que evitará más desprendimientos. Se accederá al reciento por un pasillo totalmente cubierto para que ningún alumno entre en contacto con la zona afectada. El nuevo plan ha sido consensuado con técnicos municipales y con los propios padres.

Esta nueva solución, afirma el comunicado, surge tras la inspección de los daños que se realizó al centro a primeros de mayo por parte de los técnicos de la Delegación Provincial de Educación de la Junta, que valoraron la necesidad de ejecutar obras en todo el perímetro exterior del colegio.

De este modo, el devenir de los hechos parece dar la razón a los padres de los alumnos que, desconfiando de las garantías de seguridad que ofrecía el primer plan, han conseguido que se les dé un segundo que sí colma sus reclamaciones.

El comunicado del Ayuntamiento concluye recordando que este tipo de actuaciones son competencia de la Junta, ocupándose los consistorios municipales sólo del mantenimiento de los centros. Sin embargo, según declara Jiménez, “entendemos las dificultades presupuestarias de la Delegación Provincial de Educación, de ahí que el Ayuntamiento se ocupe de las primeras intervenciones para que las clases se puedan iniciar en septiembre”.

En este sentido, recordemos que el colegio ha sido incluido en el Plan de Oportunidades Laborales de Andalucía (Plan OLA), por el que se acometerá una reforma profunda del centro. Sin embargo, dicho plan se pondrá en marcha a partir de junio de 2014, motivo por el cual el Consistorio utrerano ha tenido que intervenir  para garantizar la seguridad de los menores en el curso 2013-2014. Para la realización de dicha reforma la Junta destinará al Tierno Galván 250.000 euros.

www.SevillaActualidad.com

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad