El agua de la red de abastecimiento vuelve a ser potable, según la Delegación Provincial, una semana después de que se prohibiera su consumo por contaminación/Juan C. Romero

El alcalde, Segundo Benítez (PSOE), emitió un bando ayer en el que se autorizaba el consumo humano de agua de la red pública una semana después de prohibirlo. NIVA anuncia movilizaciones en Castilblanco  «por la negligencia moral y ética del ayuntamiento» y reclama más información de lo ocurrido mientras el primer edil afirma una semana después que «desconoce» los motivos de la contaminación del abastecimiento.

La Delegación provincial de Salud ha declarado finalmente «apta para el consumo humano» el agua de la red de suministro de Castilblanco de los Arroyos, después de prohibirla desde el pasado día 18 por una alta concentración de aluminio detectada supuestamente en el agua embalsada en el pantano de Los Molinos.

El alcalde, Segundo Benítez (PSOE), emitió este sábado que una resolución mediante la que se declaraba «apta para el consumo humano» el agua de la red de abastecimiento. Las últimas muestras tomadas al agua procedente del pantano de Los Molinos «presentaban descensos en sus concentraciones de aluminio, toda vez que la estación depuradora de aguas residuales (EDAR) ha sido objeto de intervenciones de mejora en los últimos días», dijo,  si bien sigue afirmando que desconoce los motivos exactos de la contaminación del agua.

NIVA llama a los vecinos a manifestarse «por la negligencia moral y ética del Ayuntamiento»

Aunque se ha reestablecido la precaria normalidad a la que están acostumbrados los castilblanqueños en el abastecimiento de aguas, la oposición que lidera el ex alcalde, Manuel Ruiz Lucas (NIVA) llama a los vecinos a movilizarse «por la negligencia moral y ética que está teniendo nuestro ayuntamiento con la potabilidad del agua y sus soluciones».

Los concejales del grupo mayoritario en la corporación municipal promueven una concentración para el próximo sábado,  cinco de marzo, a las 12 de la mañana en la puerta del Consistorio.

NIVA reclama transparencia informativa al equipo de Gobierno, que no informó aún de las causas de la contaminación del agua. «Tenemos que exigir la aclaración de lo que está pasando en nuestro pueblo, necesitamos saber hasta cuando va a estar esta situación en nuestra localidad o por qué no nos abastecieron del antiguo pantano de La Marciega», concluyeron en la convocatoria a través de las redes sociales.

Los problemas de agua

No es la primera vez que el abastecimiento de aguas en Castilblanco llegaba a situaciones críticas. En septiembre de 2009 operarios municipales retiraron durante varias semanas centenares de peces muertos de las orillas del embalse sin que se llegara a conocer los motivos de esta incidencia. Ya en el mes de noviembre del mismo año la presa de Los Molinos llegó a niveles mínimos históricos.

Fue entonces cuando un grupo de vecinos descubrió reses bravas en descomposición en la cuenca del embalse, generando una importante confusión entre los vecinos y el agua que venían consumiendo como potable. A pesar de ello, el primer teniente de alcalde, Fernando Moreno (PP), negó “cualquier tipo de problema de agua” en el municipio.

Días más tarde,  ante la precaria calidad del agua que salía por los grifos con mal olor, color y sabor, el Ayuntamiento solicitó  abastecer de manera provisional al municipio con el antiguo embalse de La Marciega, para solventar la situación. Ya en abril del año pasado el municipió pasó dos jornadas sin abastecimiento de aguas en la red pública por problemas de infraestructura.

www.SevillaActualidad.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *