El Gobierno Municipal de Écija ha llevado a Pleno una modificación de las Ordenanzas que regulan la Tasa de ocupación pública para que las productoras de cine y televisión que rueden en la localidad astigitana se vean extentas de dicho impuesto. Con esto se pretende convertir la industria del cine y de la televisión en un nuevo factor de desarrollo local.

Alejandro Copete/Sevilla Actualidad. Écija quiere apostar por el séptimo arte, ya que el desarrollo del sector audiovisual se asocia con el desarrollo de los sectores de servicios relacionados con la hostelería y el turismo, al mismo tiempo que se utiliza como instrumento de promoción de la cultura e identidad propia del lugar.

El Ayuntamiento ha llevado a Pleno una modificación de las Tasas de ocupación pública. El objetivo es que las productoras de cine y televisión que rueden en Écija estén exentas de dicho impuesto, por lo que rodar en la localidad no conllevaría gasto alguno.

Esta medida se suma a la belleza arquitéctonica de la ciudad que ha atraído a varios directores de cine, como por ejemplo a Vicente Aranda para el rodaje en 2002 de su película 'Carmen'. Se grabaron diversas escenas en el Palacio de Peñaflor y en el Palacio de Benamejí. Las iglesias de Santa María, San Gil, Santiago y Santa Cruz, con sus torres que han conformado la imagen típica de Écija, también han sido protagonistas de filmaciones

El municipio de la Campiña cuenta además con una ventaja respecto a las grandes ciudades, ya que es más facil contar con el apoyo institucional y vecinal a la hora de realizar cortes de tráfico, preparar escenarios callejeros, etc.

Una historia de cine

La relación de Écija con la cinematografía llega en el año 1946, cuando se graban las primeras imágenes para la producción mexicana 'Los siete niños de Écija', la mítica cuadrilla de bandoleros gobernada por el capitán Luis de Vargas a principios del siglo XIX.

13 años después, en 1959, la productora española Argos Films se trasladaría a la Campiña para el rodaje de 'Bajo el cielo andaluz', con Marifé de Triana de protagonista. Se trataba de la primera vez que se promocionaba a gran escala la ciudad de Écija.

En cuanto a televisión, Écija fue plató natural durante las décadas de los 70 y 80 de la conocida serie de Televisión Española 'Curro Jiménez'. De nuevo, las casas señoriales e Iglesias del municipio sirvieron para representar la época del bandolerismo andaluz.

Otra serie de televisión que se trasladó a la ciudad fue la adaptación de la novela de Juan Valera 'Juanita la larga' en 1982. Desde esa fecha se sufriría un vacío de cine hasta 2002, con la anteriormente mencionada 'Carmen'.

Cinematografía astigitana

Desde hace 9 años, la Asociación Audiovisual Thanatos de Écija se encarga de apoyar, mantener y promover la creación audiovisual andaluza. Entre sus trabajos, se encuentra la producción o apoyo de una media de 2 cortometrajes anuales, que posteriomente son distribuidos por los diferentes festivales y concursos de cine nacionales.

Thanatos organiza el Certamen Nacional de Cortometrajes, que este año cumple su octava edición. Este certamen ha reunido un total de más de 2.500 obras de toda España y ha contribuido a la creación de una cultura del séptimo arte entre los astigitanos. Algunas personalidades del cine que han pasado por este evento han sido, entre otros, Benito Zambrano o el actor Antonio Dechent.

Por otra parte, en el año 2006 se creó la primera productora de cine de la ciudad: Almutafilm Producciones. Su primer proyecto fue la creación de un documental de ficción llamado 'El cuento de las dos orillas'.

El director de este largometraje es Jesús Arnesto, natural de Écija. El director contó con la participación en el documental de el cantautor gaditano Javier Rubial y el cantaor Enrique Morente.

El mundo de la cinematografía es una oportunidad única para crear riqueza e infraestructuras para potenciar el sector audiovisual de Écija;y a su vez, atraer al turismo y exportar la imagen de una Écija universal a todo el mundo.

www.SevillaActualidad.com

Deja un comentario