La plantación la tenía en su domicilio, donde se encontraron lámparas y transformadores, entre otros útiles para el cultivo.

La Policía Nacional detuvo a un hombre el pasado 15 de marzo por un delito de tráfico de drogas. El detenido poseía en su domicilio un cultivo de 300 plantas de marihuana que destinaba a la venta. Efectuada la entrada y registro se localizó la plantación y junto con los útiles para su cultivo fueron incautadas.

La investigación se inició unas semanas antes cuando a través de investigaciones llevadas a cabo por parte de los agentes, relacionadas con la persecución del tráfico de estupefacientes en la localidad, se tuvo conocimiento de un aumento de la venta de marihuana en la zona, presumiéndose que pudiera haber un punto de venta cercano.

A raíz de esta información los agentes llevaron a cabo las gestiones correspondientes en este tipo de investigaciones en aras a la localización del punto de venta y la identificación de los autores.

Fue el pasado 15 de marzo cuando los funcionarios localizaron el domicilio, y acudieron al mismo, encontrando allí 300 plantas de marihuana, 6 transformadores y seis lámparas para el mantenimiento de las plantas. Todos los efectos así como las plantas fueron incautados y el propietario fue detenido por un delito contra la salud pública. La intervención fue realizada por el Grupo de Atención al Ciudadano de la Comisaría Local de Morón de la Frontera.

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *