Agentes de la Policía Nacional, pertenecientes a la Comisaría Local de Morón de la Frontera han detenido a un varón y a una mujer como presuntos autores de un delito contra la salud publica en su modalidad de tráfico de drogas, un delito de defraudación de fluido eléctrico y un delito de tenencia ilícita de armas, al incautar en sus domicilios de Osuna marihuana, hachís y diferentes tipos de armas.

La investigación se inició el pasado mes de noviembre, una vez los agentes tuvieron conocimiento de la posible existencia de una plantación de marihuana, y culminó con tres entradas y registros en domicilios que se encontraban situados en el municipio sevillano de Osuna, las cuales fueron autorizadas por el Juzgado de Instrucción número dos de la localidad. Los agentes de la Policía Nacional intervinieron 150 plantas de marihuana, 260 gramos de cogollos, 62 gramos de hachís, dos armas largas, una pieza de artillería (mortero), un arma corta, diversas armas blancas y armas simuladas.

Un incendio que puso en peligro a los vecinos

Los domicilios se encontraban en una barriada conflictiva denominada “las cuarenta viviendas” por lo que en los registros se contó con el apoyo de las Unidades de Prevención y Reacción junto con Guías Caninos de la Policía Nacional.

Es de significar, que ya se había producido un incendio en una de las viviendas objeto de la investigación provocado por el excesivo consumo de fluido eléctrico, el cual afectó a viviendas colindantes y puso en riesgo la seguridad de los vecinos de la zona.

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad