Isabel Ortiz otorgó a un compañero del PSOE una licencia para la construcción e instalación de naves en suelo no urbanizable.

El secretario de Política Municipal del PSOE de Sevilla, Francisco Javier Reinoso, ha garantizado la “gobernabilidad” del Ayuntamiento de Aguadulce, después de la inhabilitación de la alcaldesa, Isabel Ortiz, quien dejará el cargo. “El PSOE tiene a mayoría absoluta en el municipio y la ejercerá en beneficio de los ciudadanos de Aguadulce. A la mayor celeridad, estará resuelto el problema”, sostiene la formación en un comunicado.

“El PSOE quiere dejar claro que, en ningún caso, la condena de Ortiz obedece a ningún tipo de corrupción, sino que es producto de la gestión urbanística del municipio, al conceder una licencia para la ampliación de una granja de engorde de pavos”.

En este sentido, el PSOE insta de nuevo al PP a “ocuparse de la corrupción que está instalada en sus filas, a que abandone la doble moral a la que tiene acostumbrados a los ciudadanos y a que deje de extender una mancha sobre todos los políticos de Sevilla.”

Así, Reinoso ha manifestado que “no todos somos iguales. Hay quienes combatimos la corrupción porque es la principal enfermedad del sistema y lo que genera las mayores cotas de desafección hacia la política y hay quienes solo la combaten cuando eso les puede producir algún beneficio. Si no, la justifican sin ningún problema”.

Condena a ocho años de inhabilitación

Cabe recordarse que Isabel Ortiz, la hasta ahora alcaldesa socialista de Aguadulce, fue condenada en noviembre de 2011 a ocho años de inhabilitación para empleo o cargo público y al pago de una multa de 4.050 euros por un delito contra la ordenación del territorio en su modalidad de prevaricación funcionarial urbanística, según la sentencia emitida por el Juzgado de lo Penal número 4 de Sevilla.

El Juzgado de lo Penal número 4 de Sevilla la declaranba culpable de un delito contra la ordenación del territorio. Según la sentencia, la regidora otorgó en 2006 a un compañero del partido una licencia para la construcción e instalación de naves en un suelo no urbanizable de manera «ilegal» y «en contra del dictamen preceptivo» del arquitecto y la secretaria municipales.

El juez encargado del caso consideró «patente que la concesión de la licencia está fuera de la dinámica legal y reglamentaria y que se hace a persona vinculada de forma especial con la acusada, pues es un hecho cierto y reconocido que el beneficiario era el que poco después fue compañero de candidatura y concejal de la Corporación»,

La sentencia prosigue señalando que Ortiz concedió esa licencia a pesar de que el arquitecto municipal le advirtió de que esa obra sólo podría llevarse a cabo si previamente se declaraba de utilidad pública o de interés social y con los informes preceptivos de la Consejería de Obras Públicas; y de que la secretaria del Ayuntamiento le propuso desestimar la concesión de licencia hasta que adecuara la normativa vigente.

Durante el juicio celebrado el 7 de octubre de 2011, la acusada aseveró que otorgó la licencia «para ayudar a un vecino que iba a crear empleo y que había vivido una tragedia familiar; quizás me dejé guiar por el sentimentalismo», agregando que «no era consciente de que dar la licencia en esas condiciones era ilegal». La defensa de Isabel Ortiz ya ha anunciado que recurrirán ante la Audiencia Provincial de Sevilla.

Las diligencias contra la alcaldesa se incoaron después de la querella interpuesta por la Fiscalía de Medio Ambiente, Urbanismo y Patrimonio Histórico.

www.SevillaActualidad.com

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad