Jesús Condán y Edmund Wright en el campo de cultivo de la II Demostración de variedades de patatas

El delegado municipal de Agricultura ha señalado que el municipio sevillano “es un referente a nivel mundial” en las líneas de investigación de la patata porque “se concentra más de 20 casas de semilla”.

La empresa alemana Sesur ha realizado en Los Palacios y Villafranca ensayos en campo de unas 150 variedades de patata pertenecientes a una veintena de casas de semillas de toda Europa para identificar aquellos tipos que mejor se adaptan a cada zona de producción, para posteriormente promoverlas y comercializarlas. En este caso, el objetivo es atender las necesidades de las explotaciones del Bajo Guadalquivir, una de las zonas más importantes de producción de patata.

Al acto de demostración han asistido numerosos expertos y directivos de las empresas implicadas en el ensayo, junto a productores de la zona y el delegado municipal de Agricultura, Jesús Condán. Las pruebas se vienen realizando en una explotación agraria de seis mil metros cuadrados próxima a la pedanía palaciega de Maribáñez, propiedad del agricultor Joaquín Vargas, vecino de El Trobal. Las conclusiones definitivas, información primordial para las casas de semillas, se conocerán cuando termine esta cosecha.

Este año el ensayo ha estado condicionado por la adversa climatología con las continuas lluvias del invierno, que han provocado retraso tanto en la siembra como en el desarrollo del cultivo. A ello se suma que las plantas, en general, están produciendo muchos más tubérculos.

El director técnico de Sesur, Edmund Wright, ha valorado la importancia de estos estudios, en el que este año participa una empresa japonesa, ya que la mayoría de las casas de semillas europeas se encuentran en el norte del continente, por lo que su adaptación a las condiciones del sur es un factor a menudo desconocido. Así es necesario realizar cada año los ensayos porque cada campaña es diferente y las condiciones varían cada año. Son necesarios un mínimo de tres años para conocer si una variedad se adapta bien a las condiciones del sur de Europa.

Edmund Wright señaló que la zona del entorno de Los Palacios y Villafranca interesa a los mercados más tempranos y valoró que sus productores tienen “mucha experiencia en la patata industrial, aunque desafortunadamente la producción ha caído mucho en comparación con hace 30 años porque el mercado ha cambiado y también el clima es más extremo”. El experto indicó que “esta zona actualmente puede producir y tener un mercado importante pero sólo podrán hacerlo los agricultores capaces de invertir lo suficiente en las variedades idóneas y en estudio de los mercados, de lo contrario no tendrán futuro porque el clima es complicado y por la evolución del mercado”.

El delegado municipal de Agricultura, Jesús Condán, que asistió a la presentación del ensayo, mostró todo su apoyo a un sector clave en el desarrollo económico del municipio. “Hoy podemos decir que Los Palacios y Villafranca es un referente a nivel mundial en las líneas de investigación de la patata porque se concentra en nuestro término municipal más de 20 casas de semilla de este producto, para comprobar su adaptación a la climatología y al tipo de suelo”.

El agricultor, Joaquín Vargas, que participa en el ensayo y ha trabajado las tierras junto con sus tres hijos, aseguró que “hemos podido salvar la cosecha en unas condiciones adversas importantes y hemos logrado conseguir llevarla a final del cultivo. Ha sido un invierno muy duro, hemos tenido que entrar en los campos con botas de goma y mochilas porque las maquinarias no podían hacerlo por las malas condiciones tras las importantes lluvias”.

www.SevillaActualidad.com

Antonio Campos

Antonio Campos

Licenciado en Periodismo por la Universidad de Sevilla, empezó en la comunicación local y actualmente trabaja para Canal Sur TV. Máster en Gestión Estratégica e Innovación en Comunicación, es miembro...