La Guardia Civil ha intervenido en un local en que se encontraban unas veinticinco personas celebrando una pelea ilegal de gallos. Por esto, ha formulado denuncias administrativas a la Ley de Sanidad Animal 8/2003 y a la Ley de Protección Animal 11/2003, así como a la Ley 13/1999 respecto a espectáculos públicos y actividades recreativas, sumando un total de 40 denuncias. Además, la reunión y sus asistentes ha sido denunciada por incumplir el RD 463/2020 por el que se decreta el Estado de Alarma.

En el momento en que la Guardia Civil se personó en el local, varias personas salieron corriendo del mismo sujetando a los animales, por lo que los agentes procedieron a acordonar el lugar y controlar las puertas de acceso al mismo.

En el interior estaba montado un tapete con una valla metálica de un metro, preparado para la ejecución de la riña de gallos clandestina. Existían dos botiquines con múltiples utensilios veterinarios, pegamento adhesivo, alicates, tijeras de precisión quirúrgica, espolones artificiales, inyecciones reutilizables, producto anestésico, vitaminas cicatrizantes, medicación para ganado bovino y diversa medicación no veterinaria para la cura de heridas.

Los asistentes se encontraban en el interior del local, superando el aforo permitido según el RD 463/2020, sin guardar las distancias mínimas de seguridad ni utilizar medios higiénicos, como mascarillas. Se identificaron un total de 17 personas con múltiples antecedentes.

Se ha decomisado seis gallos en mal estado de salud, sin tatuajes preceptivos que acrediten su identificación, dos cajas con útiles veterinarios, un litro de un medicamento anestésico, 12 espolones artificiales e hilo para su sujeción, entre otros efectos.

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario