Confieso haber sentido una gran conmoción tras finalizar la lectura del libro El país de la desmemoria, escrito de manera magistral por el compañero periodista Juan Miguel Baquero. En primer lugar, quisiera agradecerle su férreo compromiso con la verdad y su pertinaz lucha por los derechos humanos, la dignidad y la reparación de una memoria que, cada día, le cuesta más recuperar a una democracia tan descompuesta como lo es, por desgracia, la española.

Esta obra es una radiografía exhaustiva de la España que hoy somos ante el espejo de nuestra historia más reciente. Un país incapaz de reconciliarse consigo mismo para hacerse justicia y con ello a los miles de desaparecidos, torturados y aniquilados durante la dictadura genocida de corte fascista que impuso Franco, junto a sus adláteres como Gonzalo Queipo de Llano, enterrado aun con honores en una basílica católica, o el general Yagüe, más conocido como “el carnicero de Badajoz” (honroso apodo el del susodicho).

CONTENIDO EXCLUSIVO

Puedes hacerte socio o registrarte gratis

Si estás registrado o eres socio inicia sesión

Diego López

Diego López

Licenciado en Periodismo, cursó el Ciclo de Grado Superior de Producción Audiovisual, para terminar su formación académica en la especialidad de Periodismo Institucional y Político. Aunque ha trabajado...