Sevilla tiene un color especial, lo sabe todo el mundo. Y, a veces, también un olor. Sorprende que la limpieza de la ciudad sea un baluarte tan importante para ganar estas municipales. El asunto debería llevar años resuelto. Da igual el color del gobierno local, la basura sigue dando dolores de cabeza.

Es un atraso preocupante que Sevilla no tenga bien cubierta la recogida de residuos. Otro tema, mucho más extenso y complejo, es que, a menor poder adquisitivo de los vecinos de un barrio, más desatención en la limpieza de sus calles.

CONTENIDO EXCLUSIVO

Puedes hacerte socio o registrarte gratis

Si estás registrado o eres socio inicia sesión

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad