Estación ITV / JA

El nuevo Manual de la ITV ha entrado en vigor este martes uno de junio de 2021. Editado por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, engloba todas las reglas referentes a cada tipo de automóvil. Asimismo, este manual de ITV también recoge las sanciones que, en algunos casos, podrían ascender hasta los 500 euros.

Esta es la primera revisión que se recoge desde mayo de 2020, momento en el que hubo que adaptarse a las recomendaciones sanitarias para llevar a cabo los procesos de inspección. Debido a ello, el inspector sigue sin acceder al interior del vehículo para realizar las comprobaciones pertinentes, salvo en ocasiones excepcionales.

Este Manual de Procedimiento de Inspección de las Estaciones de ITV, además de recoger sanciones de hasta 500 euros, especifica cuáles son los procesos de inspección que llevará el personal de inspección en cada vehículo.

Principales novedades

Entre las novedades que recoge el manual, se encuentra el defecto del funcionamiento del ABS. Este pasaría a ser grave en los vehículos donde no es obligatorio llevarlo. En el caso del cuentakilómetros, se considerará un defecto grave cuando no sea posible conocer los kilómetros registrados. Además, también será grave cuando la lectura de estos coincida con la de la anterior revisión.

Por su parte, los vehículos eléctricos de autonomía extendida seguirán el mismo procedimiento que los híbridos. El haz de luz, por su parte, cuando sea considerado en su posición más alta como defecto grave, podrá ser requerido por el inspector para cambiarlo de posición. Si en la nueva el reglaje queda corregido, no se anotará el defecto.

En cuanto a los frenos, los vehículos de categorías M1 y N1 con freno eléctrico, no realizarán la prueba de frenómetro. Simplemente, se comprobará que el dispositivo bloquea correctamente las ruedas. Además, se revisará la eficacia del mismo en autocaravanas, ambulancias y coches fúnebres.

Por último, los vehículos de dos ruedas podrán prescindir de resguardo posterior de la matrícula siempre que no presenten aristas. Los ciclomotores con homologación anterior a 2013 tendrán que poder accionar las luces de frenado al presionar las manetas o el pedal.

Sanciones de hasta 500 euros

El manual también hace alusión a las sanciones que de ahora en adelante se podrán imponer. Así, cuando un vehículo circule con la ITV caducada tendrá una sanción de 200 euros, aunque esté aparcado. Circular con ITV desfavorable, también acarreará una multa de 200 euros y la obligación de repararlos y volver a revisión dos meses después. Una ITV negativa tendrá la sanción más alta: 500 euros y el desplazamiento al taller mediante grúa.

Etiquetado:
Alba Canovaca

Alba Canovaca

Periodista. Comunicando y aprendiendo de todo a mi alrededor. Involucrada en el periodismo social.