gol de ben yedder al lyon

Un herido hospitalizado tras la reyerta entre ultras del Sevilla y la Juve

Repetir triunfo en Nervión ante la Vecchia Signora del fútbol, otorga el máximo prestigio, el liderato definitivo del Grupo H y el pase a los octavos de final del torneo

La prestigiosa Liga de Campeones -la fiesta máxima del fútbol mundial- la  volverá a vivir todo el sevillismoeste martes de otoño en el Ramón Sánchez-Pizjuán, templo nervionense y ‘teatro de los sueños’ propios ofreciendo el mejor escenario para disfrutar de la liturgia futbolística por excelencia. Para vivir la Champions hay que venir a Nervión. Saber saborear la magia de las noches históricas y ponerlo todo para ganar de nuevo a uno de los rivales emblemáticos del balompié europeo: la Vecchia Signora, la Juventud de Turín. Un equipo al que ya se le ganó en diciembre de 2015 (1-0, gol de Llorente), como paso previo al título depentacampeón de la UEL. Es la 4ª cita en un año, una victoria para cada equipo y el empate en septiembre sin goles que los de Sampaoli firmaron en Turín, preludio de la tacada de tres victorias seguidas frente Lyonen casa (1-0) y el doble triunfo -ineludible para el reto- ante los croatas del Dinamo Zagreb (0-1 y 4-0) que lo mantienen líder en solitario del Grupo H con 10 puntos.

Valorar el camino emprendido por el Sevilla FC -tras muchos años de penurias- y haber entrado en la gloria, en la dinámica de títulos y partidos de prestigio, codeándose con lo más selecto del fútbol europeo, no es óbice para dormirse en los laureles. Todo lo contrario. El sevillismo tiene mucho que decir. Citas como la de este martes ante la Juve, además de disfrutarlas, deben ser el acicate añadido de exigencia para afrontar la misma. Hay que creer en la victoria, paso inicial para agarrar el liderato del grupo, sin tener que jugarse el pase en el último compromiso ante el  Olympique de Lyon. El premio -de momento- sería seguir en la élite del continente y lograr billete para los octavos de final de la Liga de Campeones.

 

El club, sus dirigentes y la afición sueñan con hacer algo relevante este año en la Liga de Campeones y el compromiso de los de Sampaoli es máximo para responder a esa ilusión, contenida pero real. Al amparo del fortín de Nervión, donde los sevillistas han ganado 10 de sus 13 duelos Champions disputados -marcando en todos-, la comunión equipo-grada ha de ser el motor impulsor para pelear la victoria ante un rival muy peligroso fuera de casa, aunque los clubes italianos suman 10 derrotas de 11 intentos en estadios españoles en este torneo. Los juventinos -aún con alguna baja- tienen un potencial formidable y más oficio si cabe en las citas de relevancia. De hecho, hizo pleno en Lyon (0-1, gol de Cuadrado) y en Zagreb (0-4, con tantos de Pjanic, Higuaín, Dybala y el ex sevillista Alves). La Juve viene de un inesperado 1-1 en Turín ante el Lyon (Higuaín de penalti),  que impidió el pase sevillista  a octavos a falta de dos jornadas.  

 

Los de Sampaoli mantienen su portería a cero (junto al Leicester City), dos únicos equipos de los 32 clubes que juegan la actual Champions. El objetivo sevillista es alcanzar por tercera vez los octavos de final de la competición, tras sus participaciones en la 07/08 y la 09/10. De cara al importante encuentro de este martes, el técnico argentino ha utilizado siempre a siete  jugadores en los cuatro partidos disputados del grupo: Rico, Mariano, Mercado, Escudero, N’Zonzi, el Mudo Vázquez y Vitolo. A Rami y Pareja en tres completos, a Iborra, Vietto y Ben Yedder en otros tres, pero con menos minutos. Hay que unirle para conformar el grupo más titular a Nasri, con sólo dos partidos de Champions, pero una pieza básica para Sampaoli.

 

Allegri deberá hacer cambios en el cuadro rossonero ya que susBarzagli y Benatia, y sus delanteros Dybalae Higuaín no han viajado. Su fondo de armario no obstante es tan amplio que el once italiano será como siempre altamente competitivo. Los goles de ambos equipos se los reparten cinco jugadores: El citado Higuaín (2) y uno cada uno: Alves, Dybala, Cuadrado y Pjanic. Los cinco sevillistas son Ben Yedder (2) y uno: Vietto, Nasri, Escudero y N’Zonzi. Éste atesora además el dato de que es el jugador de toda la Liga de Campeones con más pases completados en campo rival (233), un seguro del equilibrio. En el gigante galo y la guardia pretoriana de Sampaoli está la clave de una ansiada victoria ante la Juve para seguir soñando despierto.                          

 

 

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *