Paso Hermandad de La Borriquita, Sevilla 2019 / Junta de Andalucía

Tras una larga travesía por un desierto que ha dejado durante 1092 días a los sevillanos sin Semana Santa, este Domingo de Ramos vuelve la ilusión y la alegría a la capital hispalense, con el discurrir de las primeras cofradías en dirección a la Catedral de Sevilla. Una explosión de júbilo que ha estado guardada en un cajón desde que el 21 de abril de 2019 los últimos nazarenos de la hermandad de la Resurrección dejaran a la ciudad huérfana de una de sus mayores fiestas.

Este Domingo de Ramos cada estreno, cada nazareno, y cada chicotá será la más especial desde que la Guerra Civil española dejara a las imágenes en sus templos. Una vuelta a la normalidad cofrade que comenzará en el barrio del Porvenir, con la salida de los nazarenos blancos de la hermandad de la Paz. Una cita ineludible para el cofrade sevillano, que ve cómo sus sueños se cumplen una vez que se abren las puertas de la parroquia de San Sebastián. Cuando suene la marcha Nuestro Padre Jesús de la Victoria y comience a caminar el titular cristífero de la Paz, las emociones estallarán por fin después de dos Semanas Santas vividas en lo íntimo.

La alegría e ilusión de los más pequeños se vivirá de forma palpable con la salida del cortejo de la Borriquita de la hermandad del Amor. Más de mil menores de hasta 14 años poblarán las calles de Sevilla de la mayor inocencia cofrade. Nuestro Padre Jesús de la Sagrada Entrada en Jerusalem nos volverá a hacer ver que eso que tanto ha anhelado el sevillano no es un espejismo.

Jesús Despojado, Domingo de Ramos
Jesús Despojado, Domingo de Ramos / José Luza Boza

Desde el Compás de la Laguna, en la Plaza de Molviedro, ese sueño imposible que parece la salida del misterio de Jesús Despojado también se hará realidad. Un misterio que se hace uno con su Agrupación Musical Virgen de los Reyes, que tan buen nivel está presentando. La Virgen de los Dolores y Misericordia será la primera que, en su paso de palio, discurra por la plaza de La Campana en dirección a la Catedral.

El clasicismo de la Semana Santa de Sevilla también hará acto de presencia con el discurrir de la hermandad de la Cena. Su paso de misterio presentará una nueva configuración, realizada por Fernando Aguado con referencia a ese primer modelado de barro que hizo Luis Ortega Bru cuando plasmó por primera vez a los doce apóstoles. La Virgen del Subterráneo estrenará a Antonio Santiago como su capataz, y el Cristo de la Humildad y Paciencia volverá a hacer el silencio la mejor de las músicas con su paso por las calles de Sevilla.

Cerca de la recién restaurada Muralla de la Macarena, los nazarenos de antifaz azul de La Hiniesta volverán a llenar de brillo el barrio de la antigua huerta de Macario. La música de Arahal traerán de nuevo esos sonidos antiguos que antes sonaban prácticamente a diario en la Semana Santa, y la Virgen de la Hiniesta se paseará otra vez bajo uno de los palios más sevillanos que procesionan en la ciudad. En el recuerdo quedará el Domingo de Ramos de 2021, cuando ambos titulares se situaron sobre el paso del Cristo de la Buena Muerte en una jornada de emociones contenidas.

En la ronda histórica, la hermandad de San Roque volverá a llenar la Plaza de Carmen Benítez de nazarenos de capas blancas. La dulzura del Cristo de las Penas y la Virgen de Gracias y Esperanza deleitarán a los cofrades con una estampa que cada año parece imposible, como es el ajustado paso por la calle Caballerizas.

Pasos de la hermandad de la Estrella en su remozada capilla. Hermandad de la Estrella.

La primera incursión de Triana en Sevilla vendrá de la mano de La Estrella. La hermandad, que saldrá por primera vez de su recién ampliada capilla, con el palio de Garduño para la Virgen de la Estrella, y con nuevos ropajes para las figuras secundarias en el paso de misterio del Señor de las Penas. 2200 antifaces trianeros conquistarán las calles del centro de la capital hispalense tras más de mil días de ausencia.

Durante la recta final, el Silencio Blanco de la hermandad de la Amargura acariciará de nuevo San Juan de la Palma. Esa amalgama que supone la más pura seriedad de sus nazarenos, en un cortejo que hay que ver desde la cruz de guía hasta el último músico, con la fuerza en el andar del paso de misterio del Desprecio de Herodes. El himno de la Semana Santa volverá a sonar tras la Virgen de la Amargura en el que es sin duda el palio de Sevilla.

La jornada la cerrará la hermandad que la abrió. El cortejo del Amor, donde van los adultos y mayores de 14 años de la hermandad, será la primera cofradía que hará callar a los cofrades a su paso por las calles de la ciudad. El paso de Guzmán Bejarano volverá a ser el mejor trono para el Cristo del Amor. La Virgen del Socorro, que lucirá un manto liso al estar el de salida inmerso en un proceso de restauración, será el broche final a una jornada ansiada.

Una vuelta inevitable y deseada de la alegría, las emociones, el fervor y la armonía. El regreso de la fiesta en la que los cinco sentidos se hacen partícipes de lo que ocurre en la calle. Una gran obra de teatro con Sevilla como protagonista. Un deleite para los visitantes que buscan conocer una de las fiestas más grandes de Andalucía. El fin a una travesía desértica que el más pequeño de los seres provocó en plena Cuaresma de 2020. La vuelta a la normalidad cofrade.

Horarios y recorridos

El 10 de abril es un día que muchos esperan con ganas en Sevilla. Será el primer Domingo de Ramos desde que la pandemia nos encerró en nuestras casas en marzo de hace dos años, con horarios y recorridos similares.

Estos serán los horarios e itinerarios de las nueve cofradías del Domingo de Ramos.

Miguel Salvatierra

Miguel Salvatierra

Periodista 'todoterreno'. Enamorado del balompié y de sus variantes. Apasionado por conocer. 'El fútbol es la cosa más importante de las menos importantes'. Arrigo Sacchi.