Minas Alentejo, Huelva

Andalucía y Portugal han culminado un proyecto conjunto para el diseño de una cartografía geológica común de la Faja Pirítica Ibérica, una excepcional zona minera situada al suroeste de la península ibérica que se extiende en una franja de unos 250 kilómetros de longitud y 40 kilómetros de anchura. Esta cooperación se ha desarrollado a través del proyecto europeo «GEO_FPI: Observatorio Transfronterizo para la Valoración Geo-Económica de la Faja Pirítica Ibérica», en el que ha participado la Consejería de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades.

La Faja Pirítica es uno de los espacios metalogenéticas más importantes del mundo. Vertebra la eurorregión Alentejo-Algarve-Andalucía, con una continuidad geológica que ha favorecido a lo largo de la historia un desarrollo económico, social y cultural centrado en la explotación de sus recursos mineros. Representa una de las mayores concentraciones de sulfuros masivos y una de las mayores anomalías de azufre de la corteza terrestre. Los depósitos existentes en esta excepcional región minera han sido explotados durante milenios, especialmente en los últimos tres siglos.

Con este trabajo conjunto, se ha llevado a cabo una actualización de toda la información geológica disponible sobre dicho enclave, gracias al trabajo de campo y los sondeos realizados. Para favorecer su difusión se ha creado una plataforma digital de acceso abierto (http://info.igme.es/catalogo/default.aspx?portal=2&lang=spa&dlang=eng&llt=links&master=geofpi).

Además, ha permitido disponer por primera vez de una cartografía armonizada a ambos lados de la frontera luso-española, unificando la información disponible. Durante muchos años, la investigación y la representación de estos recursos y de su explotación se han desarrollado independientemente, con criterios geológicos que no eran coincidentes, de forma que no existía continuidad en los mapas confeccionados en cada uno de estos países. Precisamente, el proyecto GEO_FPI tenía como objetivo recuperar ese retraso unificando las nomenclaturas de formaciones, dataciones, edades, resolución de problemas geotectónicos, etc.

La labor cartográfica llevada a cabo incluye cuatro tipos de cartografía, elaborada a escala 1:200.000 y 1:400.000. La primera es de carácter geológico y se centra en los materiales que componen este territorio y su estructura, en su antigüedad o en los fenómenos existentes (fallas, pliegues, etc.). La segunda es de tipo geológico-minero y aborda la distribución de los recursos minerales actualmente conocidos a partir de los indicios y vestigios que quedan en el territorio y los datos recabados de explotaciones antiguas.

La tercera es un mapa de potencialidad minera, en el que se reflejan las áreas que serían objeto de exploración por sus recursos; y la cuarta hace referencia a la representación del patrimonio geológico-minero, en el que se pone el acento en el conjunto de recursos naturales y de infraestructuras e instalaciones mineras dedicadas a esta actividad que se caracterizan por su gran valor histórico y cultural y por ser visitables.

Creación de una red de consulta pública

La iniciativa ha permitido, además, la creación de una red de consulta pública que concentra y armoniza la profusa información existente sobre la Faja Pirítica que se encuentra dispersa en múltiples bases de datos, informes, organismos de investigación administraciones y litotecas en ambos lados de la frontera. Esta información, que abarca datos geológicos, mineralógicos, de evaluación de recursos existentes o de patrimonio, es muy valiosa para sectores tan diversos como la investigación científica y tecnológica, la gestión territorial, la minería, la construcción o el turismo basado en el patrimonio geológico y minero.

Asimismo, el proyecto ha favorecido la promoción de la actividad que llevan a cabo la litoteca de Peñarroya (Córdoba), perteneciente al Instituto Geológico y Minero de España (IGME); y el Centro de Estudios Geológicos y Mineros del Alentejo, construido por el Laboratorio Nacional de Energía e Geología (LNEG).

Este proyecto transfronterizo se enmarca en el Programa Operativo de Cooperación «Alentejo-Algarve-Andalucía», que está liderado por el IGME y cuenta con financiación FEDER.

Minas de Tharsis, Huelva

Red de rutas turísticas

Además de la labor cartográfica, esta colaboración ha dado como resultado también el diseño de una red de rutas turísticas en torno a diez emplazamientos mineros singulares localizados en la Faja Pirítica, favoreciendo así una explotación turística de los recursos geomineros. Se trata de una decena de cortas mineras o explotaciones a cielo abierto de morfología similar a un tronco de cono invertido, seleccionadas atendiendo a criterios de seguridad para los visitantes y de interés patrimonial, paisajístico, didáctico o ambiental. Todas estas explotaciones están abandonadas y datan en algunos casos de hace más de un siglo.

En la provincia de Huelva, se han elegido seis conjuntos mineros: Concepción (Almonaster La Real), Confesionarios (Valdelamusa, Cortegana), Peña del Hierro (Nerva), San Telmo (San Telmo, Cortegana), Tharsis (Tharsis, Alosno) y La Zarza (Calañas). Son entornos ya acondicionados para visitas, donde se ha instalado nueva cartelería destinada a divulgar el patrimonio geológico y minero local. Del lado de Portugal, conforman el itinerario cuatro conjuntos mineros en la región del Alentejo: Ajustrel (Aljustrel, Beja), Caveira (Grândola), Lousal (Grândola) y Sâo Domingos (Mértola, Beja).

Estos diez conjuntos mineros, junto con sus correspondientes elementos patrimoniales y las rutas propuestas para visitarlos, se han unido mediante una ruta transfronteriza que permite disfrutar de los pintorescos paisajes que brinda la Faja Pirítica Ibérica. Todo ello ha quedado plasmado en el «Mapa de Patrimonio Geológico y Minero de la Zona Surportuguesa», a escala 1:400.000 y con indicaciones en castellano y en portugués, del que se han editado 200 ejemplares.

Además, con el objetivo de fomentar el turismo interesado en el patrimonio geológico y minero, se han impulsado un servicio WMS (Web Map Service), con el que es posible obtener mapas y capas en formato imagen; un servicio WFS (Web Feature Service), que posibilita obtener y editar entidades geográficas y atributos orientado a capas de tipo vertical. Además de un archivo KMZ (versión comprimida del Keyhole Markup Language), un formato de archivo que se utiliza para mostrar datos geográficos en un navegador terrestre como Google Earth y Google Maps.

Estos tres servicios cartográficos, junto al «Mapa de Patrimonio Geológico y Minero de la Zona Surportuguesa», las fichas sobre cada conjunto minero, así como los planos de todas las rutas turísticas se encuentran alojados en el portal específico del proyecto GEO_FPI (http://www.geo-fpi.eu/), así como en el Portal Andaluz de la Minería (https://ws050.juntadeandalucia.es/portalandaluzdelamineria/).  

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Deja un comentario