vacuna COVID-19
Vacunación COVID/Archivo

Jesús Aguirre ha adelantado este miércoles que Andalucía alcanzará el 70% de población con al menos una dosis a finales de junio. Esto se debe al ritmo de vacunación, que permitirá tener a un 40% de la población con las dos dosis a finales de este mes. Se prevé, además, que esta semana se alcancen registros máximos de vacunación, con una administración de 700.000 dosis.

El director del Plan de Vacunación, David Moreno, afirmaba que es previsible que la vacunación de adolescentes comience en agosto. De esta forma tendrían culminado el proceso de vacunación antes del comienzo del curso. Por su parte, la vacunación de los niños no comenzaría hasta el invierno.

Durante el debate en el que ha participado Aguirre en la Cadena Ser, el consejero se mostró confiado en cuanto a retomar la desescalada en 14 días. Esto se debe a la decisión tomada por el Comité de Expertos este martes, en el que se acordó mantener las medidas dos semanas más.

Vacunación de menores entre 12 y 15 años

La vacunación de menores de 12 a 15 años podría realizarse durante el mes de agosto para que así comiencen el curso escolar con un alto grado de inmunización. Este es el planteamiento de la Junta de Andalucía, que anunciaba el director del Plan de Vacunación en Andalucía, David Moreno.

La aprobación del uso de la vacuna de Pfizer por parte de la Comisión Europea para su uso en menores de entre 12 y 15 años es una de las principales razones por las que el ejecutivo andaluz se plantea adelantar la vacunación de este grupo de edad, «si todo va como está previsto», según anunciaba Moreno en una entrevista en la Cadena Ser.

Así, podrá continuarse con el proceso de vacunación si, a finales de junio, se consigue llegar al 70% de la población con al menos una dosis en Andalucía, como adelantaba Aguirre este miércoles.

Subida de la incidencia

El consejero de Salud admitía también que, desde la Junta, no encontraban una respuesta al aumento de contagios. De igual forma, tampoco comprenden como en Huelva, de las provincias menos afectadas desde el comienzo de la pandemia, tiene tanto impacto el virus. El único motivo al que achacar esta subida de la incidencia es el buen tiempo y la movilidad de las personas por el mismo. Por ello, Aguirre sigue pidiendo prudencia porque «el virus sigue entre nosotros».

La contención de los contagios es ahora la única preocupación, ya que la incidencia en mayores de 65 se está aplacando gracias a las vacunas. «Los afectados en esta cuarta ola son más jóvenes», afirmaba el consejero, que explicaba además que la edad media de los pacientes de UCI ha bajado a 55 años.

Toda la confianza, a día de hoy, se deposita en la vacunación, que es «de sentido común», según David Moreno .

Alba Canovaca

Alba Canovaca

Periodista. Comunicando y aprendiendo de todo a mi alrededor. Involucrada en el periodismo social.