Agentes de la Policía Nacional han detenido en Alcalá de Guadaíra a un profesor de clases particulares de 59 años, como presunto autor de al menos tres delitos de abusos sexuales continuados a menores. La investigación comenzó tras la denuncia interpuesta por una joven, que en la actualidad tiene 20 años de edad y que manifestó haber sido víctima de abusos sexuales mientras recibió clases particulares cuando era menor de edad. Los investigadores han constatado hasta la fecha, la presunta implicación del detenido en al menos otros dos hechos de la misma naturaleza.

El profesor detenido abusaba de menores durante las clases particulares

La investigación comenzó tras la denuncia interpuesta por una joven, que en la actualidad tiene 20 años de edad, en la que relataba los abusos sexuales ocurridos en el periodo comprendido entre los 7 y 14 años de edad y durante las clases particulares, que el denunciado impartía en un aula anexa a su vivienda.

Según el relato de la joven, en ese periodo de tiempo, el detenido impartía clases particulares de matemáticas y otras asignaturas en su domicilio, aprovechando esta circunstancia para realizar tocamientos en sus partes íntimas mientras realizaban las tareas escolares. En una de las ocasiones, según consta en la declaración de la víctima, el arrestado la llevó a su habitación, donde la tiró sobre la cama e intentó desabrocharse el pantalón para agredirla sexualmente. 

La autoridad judicial decreta destierro de la localidad

El grupo de la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) de la Comisaría de Policía Nacional de Alcalá de Guadaíra , realizo las gestiones de investigación, procediendo a la toma de declaraciones de dos menores de edad, víctimas y testigos de los hechos, así como a tercera persona mayor de edad (menor cuando acudía a las clases).

Del resultado de las investigaciones, se ha podido conocer que el presunto autor de los hechos lleva impartiendo clases en su domicilio desde hace más de una década y abusó sexualmente de al menos tres menores. Se da la casualidad, que en el mismo domicilio, la esposa del arrestado impartía clases de filosofía.

El pasado día 22 de abril, se procedió a la detención en su vivienda del presunto autor de los hechos, realizándose un registro en el mismo en el que se intervinieron hasta 24 dispositivos informáticos, móviles y de almacenamiento (tipo USB y discos duros) susceptibles de poder almacenar imágenes de los alumnos menores de edad, material que se está analizando de manera exhaustiva.

El detenido que carecía de antecedentes policiales y fue puesto a disposición de la Autoridad Judicial, quién decretó su destierro de la localidad y la medida de prohibición de aproximarse a los menores

Los investigadores, están convencidos por las circunstancias que rodean al caso, que existen otros menores víctimas, continuándose las gestiones para localizarlos y emplazarlos en la Comisaria de Alcalá de Guadaira para presentar las correspondientes denuncias.

Francisco Amador

Francisco Amador

Licenciado en Periodismo. Actualmente en Sevilla Actualidad y La Voz de Alcalá. Antes en Localia TV y El Correo de Andalucía.