cabecera-opinion

Tribuna

De la arrogancia de unos y el pesimismo de otros tras las elecciones generales

Nuestro país se encuentra sumido en un mar de sentimientos encontrados desde que se conocieron los resultados de las últimas elecciones.

El Graderío de la Catedral

"Trabajo Social", no "Voluntario"Mercedes Serrato

No es la primera vez que cierta ONG, generalmente con renombre, y hasta "prestigio", lanza una oferta supuestamente laboral, y digo supuesta porque todo respondería a una oferta de este tipo si no resultara que la remuneración se especifica como "Voluntariado", que va a terminar por ser el "Dios te lo pague" de este siglo.

Lo que nos hace humanos

AcostumbrarseEduardo Parody

A que ya no tienes edad de buscar la teta, a las comidas buenas y las no tan buenas, a que no siempre tienes razón, a que no se puede hacer todo lo que quieras sin pensar en el resto, a que el planeta lo habitan más personas que tú mismo, a que no todo el mundo está en tu contra, a crecer, a que vuelvas a tener edad de buscar la teta a [ ... ]

Marea escorada

Insuflar el miedoPaco Ramos

El final de los años 60. El comienzo de los 70. La Primavera de Praga, el Mayo del 68, la Revolución de los Claveles, Woodstock contra Vietnam, Latinoamérica levantándose contra sus regímenes. Un mundo en lucha.

Rueda de reconocimiento

Los cielos de ce...NizaFrancis Segura

Tenía que haberme puesto a escribir. Debía haber superado la crisis de los últimos días y dejar puesta en pie la Rueda con antelación, como le había prometido al director en propósito de enmienda. Me arrepiento sobremanera, porque ahora, cuando debe comenzar el día y todavía ahí fuera ese de noche, no soy capaz de eludir, sobrevolando l [ ... ]

La Sevilla Moderna

Apología del cuñadoGermán Jiménez

El concepto cuñado (brother-in-law en inglés), según el abecé de la nueva política, responde a aquel hombre de más de dieciocho años que cuenta con una habilidad natural para opinar con aplastante autoridad sobre todo.

La vuelta de tuerca

Reflexión de jornadaMaría José Santos

Cada jornada electoral en mi familia celebrábamos nuestra particular fiesta de la democracia. Nos levantábamos a eso de las 8 con nuestras papeletas ya preparadas, íbamos a desayunar al bar que estaba cercano a nuestro colegio y no más tarde de las 10 ya habíamos depositado nuestro voto. Volvíamos a casa satisfechos por el deber cumplido e  [ ... ]

El blog de la redacción

Aprovechemos a Curro

Lunes, 21 Mayo 2012 14:42

Christopher Rivas

Curro, con el presidente de Isla Mágica, el Portavoz del PSOE y miembros de la Asociación Legado Expo Sevilla, hace unas semanasCurro, con el presidente de Isla Mágica, el Portavoz del PSOE y miembros de la Asociación Legado Expo Sevilla, hace unas semanas

La mascota del 92, además de llamativa y nostálgica, sigue siendo todo un emblema de Sevilla y los sevillanos, para éstos y el resto del mundo. Desempolvada con motivo del 20 aniversario de la muestra, es un elemento más que evidencia que la marca Curro, Expo ’92 y Sevilla siguen siendo un negocio para la ciudad. Curro es un activo y no un legado. Y si es así, ¿por qué no lo aprovechamos?

Con motivo del XX Aniversario de la Exposición Universal de Sevilla de 1992, Isla Mágica se ha decidido a sacar a Curro del armario –y no me refiero a la discutida sexualidad del alegre animal- sino a darle vida y ponerlo de nuevo a pasear por la Isla de la Cartuja, su hábitat natural.

Y es que aquella extraña composición de un pájaro, con patas de elefante y cresta y pico multicolores que hiciera el checo Heinz Edelmann para vender por todo el mundo la Expo’92, consiguió algo que iba más allá de sus objetivos y que nadie esperaba. Ningún político o técnico de entonces se planteó que una mascota efímera, igual que la muestra, podría acabar tomando vida propia y erigirse en un símbolo de la ciudad más allá de la muestra.

Sin embargo, dos décadas después, el poder de representación icónica que tiene Curro sobre los sevillanos es impactante. Y para muestra un botón. En Sevilla estas semanas podemos comprobar que los niños que conocieron a Curro, lo adoran. Hasta ahí todo normal, pero además los que nunca lo conocieron, y nunca lo vieron dar brincos por medio mundo, también acuden a él sin titubeos. Ahora no extraña verlo por la ciudad bailando en algún acto del aniversario donde le corean aquello de ‘ese Curro, cómo mola, se merece una ola’.

Han pasado veinte años, pero si buscamos Curro en Google, la primera referencia mundial sigue llevándote hasta el pájaro del 92. Y desde luego, nadie con más potencial que él, para liderar la recuperación, activación o puesta en escena de Sevilla, dentro y fuera de nuestras fronteras en el ámbito que fuese. Curro fue y posiblemente sea, el mejor embajador que haya tenido jamás la ciudad en el mundo.

¿Y si Curro es un elemento que –como diría algún publicista- donde va, triunfa, pese a sus 23 años de edad? ¿Y si pequeños y mayores lo sienten como propio? ¿Y si no sólo en Andalucía y España, sino en medio mundo, se recuerda a Curro? Entonces, ¿Por qué no potenciamos lo que a todas luces tiene más elementos propios de un activo en vigor que de un legado nostálgico de museo? En época de crisis, la imaginación muestra la luz. Quizás sea bueno que devolvamos su luz y lo dejemos volar.

Escribir un comentario

Sevilla Actualidad no se hace responsable de las opiniones vertidas por los lectores en los comentarios de los artículos. Además se reserva el derecho de eliminar comentarios que alberguen contenidos ofensivos o atenten contra los usuarios.

Código de seguridad
Refescar