Portada » Deportes » Paquito sucumbe ante los mejores del mundo
paquitonavarro4
Deportes

Paquito sucumbe ante los mejores del mundo

La mejor pareja del planeta actuó como verdugo de Navarro y Allemandi en un duelo repleto de emoción que colmó las expectativas de un pabellón de San Pablo entregado por el Sevilla World Padel Tour.

La locura por el padel ha llegado a Sevilla. Los hinchas locales tenían marcada en su libreta, en mayúsculas y con letras parpadeantes, la última batalla del día. Los protagonistas, el sevillano e ídolo local, Paquito Navarro, su compañero Tito Allemandi, y los caciques del pádel internacional, Juan Martín Díaz y Fernando Belasteguin. La pasión frente al poder de la lógica. El mejor dúo de la historia ante los favoritos de los aficionados. El duelo resultó trepidante, desbocado por momentos. Arrancaron Juan y Bela con mando en plaza, firmes y convencidos de que las dudas que tuvieron en Alcobendas frente a Navarro-Allemandi eran cosa del pasado. Así, impusieron su ley desde el primer golpe y cerraron el set inicial con un 6-2 que sembraba de incógnitas a sus rivales.

Sin miedo y con la grada abarrotada, Navarro y Allemandi desataron el corsé de la presión que les había atenazado en el primer capítulo y comenzaron a creer en sus posibilidades. Un break de salida ensanchó su fe y aunque Juan y Bela lo recuperaron para nivelar la balanza y empatar a tres, la pareja hispanoargentina volvió a la épica y quebró de nuevo el saque de sus rivales para acercarse a la gloria. Navarro y Allemandi conservaron su servicio y cerraron el segundo acto con un 6-4 que les devolvía la ilusión de pisar las semifinales del Estrella Damm Sevilla Open Trofeo Air Europa.

El encuentro entró en su desenlace con el guión completamente deshilachado y muchas páginas por escribir. Navarro y Allemandi soñaban con la victoria, mientras Juan y Bela se agarraban con fuerza a la tradición y al juego que les ha llevado a ser la mejor pareja de la historia. Con estos ingredientes, el nudo de la historia volvió a los raíles de la lógica nada más arrancar el tercer capítulo. Díaz y Belasteguin fundieron los fusibles de la grada por la vía rápida y anestesiaron a sus oponentes con un inicio espeluznante. Sin mácula, los reyes rompieron en dos ocasiones el servicio de sus adversarios y ahí terminó todo. 4-0 y se agotó la pelea. Entre las cuerdas, Navarro y Allemandi intentaban recomponerse pero ya era demasiado tarde. Juan y Bela cerraron su pasaporte para las semifinales con un 6-0 inapelable. El público, enloquecido con sus ídolos, también plegó velas y terminó reconociendo el juego de la dupla que ocupa la cima del pádel mundial, al tiempo que muchos abandonaban el pabellón San Pablo con el regusto del partidazo que acababan de presenciar en aún en su retina.

Los primeros en posar sus zapatillas en las semifinales fueron Pablo Lima y Juani Mieres. Los príncipes volaron sobre la cancha para superar en poco más de una hora de partido a Aday Santana y Jordi Muñoz (6-3 y 6-1). Los canarios no tuvieron un solo resquicio, no encontraron un milímetro de aire entre sus adversarios y lo pagaron con una derrota que les apeó de la lucha por el entorchado sevillano. Lima y Mieres se medirán mañana (17.00 horas) a Maxi Sánchez y Sanyo Gutiérrez.

Los argentinos firmaron uno de los partidos de la tarde ante uno de los ídolos de la afición sevillana, Miguel Lamperti, y su compañero Maxi Grabiel. El choque describió una trayectoria idéntica a la que imprime una sierra de dientes afilados en un tronco. Salieron como un ciclón Maxi y Sanyo en la primera entrega y el duelo parecía abocado a un plácido final para ellos después del 6-1 que rubricaron en el set inicial. Nada más lejos de la realidad. Lamperti y Grabiel se hicieron fuertes al otro lado de la caja y recuperaron su sitio en el medio del ring para anunciar batalla con un 6-2 que les atiborraba de energía el depósito de la ilusión. Los espectadores, entregados, lo agradecían con ovaciones infinitas, mientras los cuatro gladiadores afrontaban un epílogo que se presentaba tenso, emotivo. Y así fue. Sánchez y Gutiérrez rompieron la igualdad con un break que les situó en el medio de la autopista hacia las semifinales. Con 4-2 en contra, Lamperti y Grabiel remaron pero no llegaron a la orilla con oxígeno y sus adversarios consiguieron mantener la rotura de servicio para abrochar el partido con el 6-4 definitivo.

Antes de la épica que protagonizaron Navarro-Allemandi y Díaz-Belasteguin, Cristian Gutiérrez y Matías Díaz fabricaron el encuentro más plácido de la tarde ante Seba Nerone y Gaby Reca. La pareja con más ranking fue una apisonadora. Con Cristian manejando la muñeca con magia y destreza, y Matías Díaz multiplicándose por tres en el fondo, Reca y Nerone no tuvieron más opción que felicitar a sus oponentes y hacer la maleta. 6-0 y 6-2 para una dupla que demostró que la final de Alcobendas no fue casualidad. Mañana medirán su progresión ante sus verdugos en el último torneo, Juan Martín Díaz y Fernando Belasteguin.

Sobre el autor

Sevilla Actualidad

Sevilla Actualidad

Equipo de redacción de Sevilla Actualidad

Escribir un comentario

Escribir un comentario

El tiempo en Sevilla

Suscríbete a Sevilla Actualidad

* indicates required